La Escribanía de Marino

     

La Escribanía de Marino

"...donde se amontonan los papeles que garabateo, generalmente al amanecer y fumando, siempre primero a mano y con lapicero, con una letra casi críptica..."


 

"Las camisas de once varas son cosa de niños para Marino Montero, un hombre siempre dispuesto a ponerle a la vida un toque golfo. Ha salido de mil y un avatares y gasta un aire bohemio que encaja bien con el Bilbao cosmopolita de hoy y al que cada día reconoce menos. Un aire a caballo entre Séneca y los hijos de aquel mayo del 68 venido a menos cuarenta años después, le confiere  el don de la invisibilidad. Uno no sabe si va o viene, si está o no está, siempre en la segunda línea de batalla, en las trincheras." 

(Jon Mujika DEIA)

 

A modo de presentación

A MODO DE PRESENTACIÓN

 

"En 30 años no me he perdido ni un minuto de Aste Nagusia, que es mucho decir"
Está convencido, lo profesa y lo propaga. Cuando Marino Montero habla de Aste Nagusia le brillan los ojos y se le encienden las mejillas, como a Marijaia. Siente un enorme orgullo de ser alma máter de las fiestas y no se las pierde por nada del mundo, literalmente
 

Tiene el mismo aspecto que hace 30 años. Bueno, con canas, pero igual.

Pues han pasado ya treinta años y dos meses por delante. Soy de la primera Comisión de Fiestas. De los que montamos el invento.

¿Cómo empezó esta relación con la fiesta?

Yo estaba haciendo actividades de dinamización infantil, sobre todo en asociaciones de vecinos, en fiestas. Se formó la primera comisión, tuvimos la primera reunión el 28 de junio en la biblioteca de Bidebarrieta y las fiestas empezaron el 19 de agosto.

Eran ustedes 17, ¿no?

Por un lado estaban los representantes de Txomin Barullo como colectivo cultural, no como comparsa, que fueron los que ganaron el concurso de ideas que había convocado El Corte Inglés. Y las asociaciones de vecinos, cuando fallaron el premio, presionaron al Ayuntamiento pensando que, ya que había un proyecto, por qué no hacerlo.

Parece simple.

Bueno. Coincidió con que el entonces alcalde, Berasategui, no se iba a presentar a las elecciones, no tenía aspiraciones políticas y dijo "allá ellos". Y organizamos Aste Nagusia en mes y medio. No deja de ser una pequeña locura cómo ocurrió todo. Y yo entré en la comisión para las actividades infantiles.

¿Y cumplió con su cometido?

Hombre. Luego te enrollas y estuve hasta el año 85. Creo que soy de los que más tiempo seguido ha estado formando parte de la Comisión de Fiestas.

Perdone que sea indiscreta. ¿Cuántos años tenía?

Veinticuatro.

¿Alguna vez ha querido tirar la toalla?

No. Nunca. A lo mejor es porque me va a marcha. Si haces algo que te gusta... En estos 30 años no me he perdido ni un minuto de Aste Nagusia, que es mucho decir.

¿Mantiene usted ese vínculo tan fuerte con Aste Nagusia?

Hay muy pocas cosas que cambian la historia de una ciudad y Aste Nagusia lo ha hecho. Y el hecho de haber sido uno de los promotores de ese cambio... Ya te puedes morir tranquilo. Entonces, ¿cómo coño te vas a ir cuando llega Aste Nagusia? De hecho, mi hija se casó fuera de aquí el 14 de agosto y no he ido.

Perdone, pero me parece muy fuerte. Será con su beneplácito...

Ella lo entiende.

Su hija es muy comprensiva.

Sí, sí. Es muy maja (se ríe). Durante décadas no hubo fiestas en Bilbao, no ya durante el franquismo, sino desde Primo de Rivera. Hacer que eso ocurriese y haber sido uno de los artífices te implica en el asunto y piensas cómo me voy a ir yo si esto empieza.

¿Esto tiene algo que ver con el hecho de que sea relaciones públicas de una empresa muy activa en la vida social de Bilbao, y en fiestas?

De alguna manera, sí. Yo estudié derecho, porque me lo dijeron en casa, pero no me ha gustado nunca. Pero siempre me ha impregnado un espíritu lúdico. Las sociedades que pierden la capacidad de festejar se desquician. Para mí es una religión. Creo en ello profundamente, lo profeso y lo propago. La risa es lo que diferencia al hombre de los animales.

Es usted un filósofo festivo.

Lo mío es vocacional (se ríe). Mire, no olvidaré la bajada de Begoña del 19 de agosto de hace 30 años. Ver a mi tío abuelo llorando de emoción, en una ciudad que había sido triste y gris, con miles de problemas. Y va y surge algo con lo que te puedes sentir identificado y orgulloso.

Y cuando cuenta esto a los más jóvenes, ¿le llaman 'abuelo cebolleta' o lo entienden?

Lo curioso es que les parece que esto ha existido siempre. Y no. Esto lo inventamos hace 30 años, hace nada... Y ya no tiene vuelta atrás. Como Marijaia, que se inventó casi de casualidad, tres días antes de empezar Aste Nagusia.

Lo consiguieron además en cuestión de dos meses.

Lo cierto es que enganchamos con el espíritu de la ciudad. En agosto antes se quedaba vacío y la gente llamaba a los que estaban fuera y les decía oye, vente porque no sabes lo que está pasando aquí. Ahora las fiestas de Bilbao ya están consolidadas, otra cosa es que haya cosas que cambiar, porque son muy jovencitas si la comparas, por ejemplo, con San Fermín.

Y comparándolas...

Nuestra noche es mil veces mejor. Pero de día nos llevan mil vueltas. Aquí nos falta esa fiesta de mediodía, de aperitivo aquí y allá, de fanfarrias... Cuestión de tiempo.

Por cierto, ¿sigue resistiéndose a tener teléfono móvil?

No tengo. No es que esté en contra de las nuevas tecnologías, pero...

Es usted un héroe, oiga.

Tampoco tengo carné de conducir (se ríe). Se me pasó la edad. Pensé va, en la mili aprendo, pero me tocó en la marina y soy patrón de yate.

Puede practicar en la Ría.

Hay que recuperarla, como el Támesis. Algo se hace, pero poco.

Comisión del 85

La Comisión de Fiestas de 1985 fue memorable y dio prueba, sin lugar a dudas, de su acentuado espíritu chirene, llegando incluso a efectuar la tradicional Bajada de Begoña con los participantes vistiendo únicamente ropa interior, en calzoncillos. Entre sus miembros estaban Josu Samaniego Ruiz de Infante, Fernando Toja Santillana y Adolfo López Iglesias.

aste nagusia08

Aste beltza

El 23 de agosto de 1978 murió un joven de veinte años al desplomarse la marquesina en la que una gran cantidad de gente se había subido para ver mejor el espectáculo de sokamuturra. Un hecho luctuoso que empañó la celebración de Aste Nagusia ese año. Además, en el mismo accidente resultaron heridas otras once personas, dos de ellas de gravedad.

La contra nostálgica

Tonetti

Antonio y Pepe Villa del Río han querido y sentido Bilbao como nadie en el mundo. Numerosas comparsas de Aste Nagusia les rindieron homenaje en su muerte. En mayo de 1985 se erigió una estatua en su honor en el Parque de Doña Casilda, que estuvo sufragada por microdonativos realizados por niños. Es de las pocas que hay en todo el Estado, además de las de Charli Rivel o Fofó.

EL TEST

¿Qué le sobra a la fiesta?

Normas. Hay demasiadas en Aste Nagusia.

Y le falta...

Proyección. No tiene aún una imagen clara. Tu ves una foto de Pamplona y sabes que es San Fermín.

¿Son las mejores fiestas del mundo o eso es una bilbainada?

Sí, claro. Qué me vas a decir a mí...

Lo mejor del programa festivo.

Que pase casi desapercibido. Que haya programa pero que no sea fundamental.

¿Aguantaría una gaupasa hoy día?

Sigo aguantando varias, incluso seguidas.

¿Bocata en la txosna o mesa de restaurante?

Depende de la compañía.

Busque novio a Marijaia.

Don Diego López de Haro. Se suele emparejar con el Gargantúa, pero no tiene nada que ver.

¿Y para Gargantúa?

Éste es del país, o sea, que no tiene novia. Entre comidas, el txoko... lo tenemos difícil para casarle.

¿Imaginaba Aste Nagusia tal y como es hoy?

La hicimos con la idea de que durase, pero tampoco teníamos muy claro que lo lograríamos.

¿Cómo se las imagina de aquí a 30 años?

Bueno... No sé. Ésos son muchos, ¿no? Puede pasar de todo. Pero creo que las líneas generales de fiesta participativa y abierta, si han aguantado estos 30 años, será difícil que se lo arrebaten a los bilbainos.

¿Qué no olvidará?

A mi tío abuelo Enrique llorando cuando hicimos la bajada de Begoña. Tienes la sensación de que has acertado con lo que has hecho y alguien lo disfruta.

Expo 90

En 1990, Casco Viejo acogió la muestra que organizó el Museo Etnográfico e Histórico Vasco. En ella, los bilbainos pudieron admirar objetos y recuerdos relacionados con Aste Nagusia hasta esa fecha, 1990, siendo la primera exposición que se realizaba sobre el tema. Fotografías y objetos como pañuelos y carteles de fiestas rememoraron las semanas festivas anteriores.  

(DEIA 25-08-2008: Entrevista por Rosa Martin)

 

Marino Montero : "Agitador social"

"Bilbao fue un pequeño Nueva York en los setenta"

Un aire a caballo entre Séneca y los hijos de aquel mayo del 68 venido a menos cuarenta años después, confiere al protagonista de estas letras el don de la invisibilidad. Uno no sabe si va o viene, si está o no está, siempre en la segunda línea de batalla, en las trincheras. Ahora bien, si husmean la existencia de una fiesta en Bilbao, búsquenle. Seguro que le encuentran, ahí, en segunda fila.

¿Cómo se lleva que a uno le bauticen como agitador?

Bien, muy bien. Estoy encantado de que sea así. Algo de agitación hace falta siempre, en todos los órdenes de la vida.

Bilbao ha temblado bajo sus pies...

He vivido un Bilbao más golfo, más arriesgado que el de hoy. Y me gustaba más. La ciudad ha perdido el aire canalla de los años setenta. Ahora es una ciudad para enseñar, bonita, pero sin esa chispa de entonces.

¿A qué se debe el cambio?

Antes había otra predisposición, una sensación de carpe diem que se ha perdido.

¿Dónde?

¡Quien sabe! Ahora llega un puente y parece que la gente tiene la imperiosa necesidad de irse a Pernambuco, a donde sea. Hay mucha fachada. Igual se aburren como hongos pero hay que decir aquello de "yo he estado en..." Buscan más apariencia que disfrute.

¡Huyen de Bilbao!

A veces da esa sensación. La ciudad, insisto, está irreconocible. El Bilbao que yo quiero es el del poema Bilbao's Song de Bertold Brech; un Bilbao golfo que comenzó a derruirse con la muerte de la palanca. Era todo un símbolo.

También lo fue el Boulevard...

¡Ni lo mencione!

¿Tanto duele?

A mí si. Es una parte de mí, de mi vida. A veces tengo la misma sensación que los amputados: percibo un miembro que me falta. Pienso en qué hacer allí sin darme cuenta que ya no está.

¿Hubiese preferido acaso el cierre del Museo Guggenheim?

Yo sí, pero claro, soy parte interesada. En mi escala de valores, el Boulevard era más importante que el museo.

Nos acerca a la ruta de las grandes ciudades, a Nueva York...

Bilbao ya fue un pequeño Nueva York en los años setenta. Había un espíritu cosmopolita, unas ganas enormes de hacer cosas nuevas, de sentirse vivos.

¿Dónde le encuentro si le busco fuera de su ruta habitual?

Me gustan muchos rincones, pero tengo querencia hacia las grapas: los ascensores y el funicular de la villa.

¡Un viaje a los cielos de Artxanda!

A veces lo cojo sólo por el placer de subir. Algunas de mis mejores amigas las he conocido en ese trayecto, cuando subía sólo por el placer de hacerlo. También tengo predilección por el quiosco del Arenal, pero me temo que está perdiendo identidad.

Habla desde el desencanto...

Soy hijo de un Bilbao no para enseñarlo, sino para vivirlo. Ahora todo está más apagado.

Son otros tiempos...

Habrá que preguntar quién los ha traído.

¿Quien los ha traído?

Un poco entre todos, pero no se puede desdeñar la responsabilidad de los políticos, tienen mayores márgenes de maniobra. Tenían un Bilbao de tesoro y lo han perdido.

El protagonista

· Edad. Nació en 1952 y tiene, por ahora, 56 años pactados con el diablo.

· Lugar de nacimiento. Bilbao.

· Carrera profesional. Trabajó en la Seguridad Social antes de dedicarse a la 'agitación social'. Convertido en uno de los dinamizadores de la vida bilbaina, participó en la creación de la Aste Nagusia y trabajó organizando fiestas infantiles. Desde el Café Iruña, La Granja y el Boulevard (q.e.p.d.) se ha labrado fama de hombre dispuesto a todo.

Jon Mugika DEIA

Mejorando lo presente (¡ultimo!)

Nuestro probado orgullo de bilbainitos nos lleva a defender, contra viento y marea, que las fiestas de Bilbao Aste Nagusia son las mejores del mundo entero, y es muy probable que así sea (al menos para nosotros); pero para asegurarnos de que lo seguirán siendo, e incluso conseguir mejorar lo que fuera menester, resulta imprescindible mantenerse ojo avizor y atreverse a revisar sin miedo el rumbo marcado.

Nosotros creemos que ésa debe ser la encomienda de los medios de comunicación, y no la de limitarse a copiar al dictado los comunicados de prensa; y esa es la línea que la intrépida tripulación de La Guía Pirata de Bilbao Aste Nagusia venimos siguiendo desde 1992, cuando comenzamos nuestra singladura.

Y por eso este año de 2015, en el que celebramos que dos de nuestras viejas sugerencias hayan sido tenidas en cuenta -la supresión de toda actividad y en concreto de los Fuegos Artificiales después del Entierro de Marijaia, y la reinstitucionalización de las fechas de celebración de las fiestas de Bilbao Aste Nagusia en la última semana agosteña-, queremos plantearles algunas de las dudas que nos asaltan, al tiempo que les animamos a que nos hagan llegar las suyas a través del buzón de sugerencias astenagusieras que ponemos a su disposición en: www.astenagusia.com

¿Por qué se consiente el desafuero en que se viene incurriendo en las últimas ediciones de Bilbao Aste Nagusia con la extradición de Gargantúa del espacio festivo de El Arenal? La forzada ausencia de este icono de la Villa, que podríamos tildar de ‘crimen de lesa bilbainidad’, a buen seguro que está haciendo removerse en sus tumbas a la pléyade de pintores y escritores, entre los que se cuenta el mismísimo Unamuno, que (desde mediados del siglo XIX, en que fue concebido por el Bombero Echaniz) siempre lo presentaron y representaron como el personaje central de nuestro olimpo mitológico festivo, rodeado de los Gigantes y Cabezudos de la Villa en la Plaza del Arriaga.

Gigantes y cabezudos Jose Arrue

¿Por qué los Toros de Fuego se celebren en Bilbao Aste Nagusia a las 8:30h de la tarde, todavía de día (pues el sol en estas fechas se pone a las 21:00h), cuando hasta en la vecina Donostia, que siempre hemos tildado de sosaina, los corren a las 11:30h de la noche?

¿Por qué se mantiene la suspensión cautelar de los Baños de Espuma de los Bomberos que en Bilbao Aste Nagusia venimos arrostrando desde el año 2000, mientras que en otras muchas fiestas populares de nuestro entorno siguen haciendo las delicias de los niños y de los propios Bomberos?

¿Por qué no se cuenta con más fanfarrias, aunque sea pagando, para que animen el espacio festivo con sus pasacalles mañana, tarde y noche?

¿Por qué se confunde animación callejera con representaciones hechas en la calle pero como si tratase de un teatro convencional al aire libre?

¿Por qué se ha reducido el uniforme de los Pregoneros y Pregoneras al traje ‘de ceremonia’, despreciando el acertado diseño de vestuario que en 1988, y con ocasión de la designación como pregoneros de los diecisiete componentes de la mítica Primera Comisión de Fiestas de Bilbao Aste Nagusia, realizó el miembro de la misma Josepe Zuazo? Diseño que incluía un traje ‘de diario’, mucho más desenfadado y jaranero, con falda o pantalón blanco; e incluso el escudo del cargo (con el cuerno, adoptado como símbolo internacional de la comunicación y correos, adosado al pie del escudo de Bilbao), como puede verse en el adjunto boceto original que en 2003 ya reprodujo esta Guía Pirata.

¿Por qué el cartel anunciador de cada nueva edición de Bilbao Aste Nagusia no está disponible a principios del año en cuestión, para así poder hacer una buena difusión de nuestras fiestas en el exterior de fuera? Algo que requeriría convocar el concurso prácticamente al término de la anterior edición y, sobre todo, cambiar los parámetros de su elección para confiarla al criterio de los ‘profesionales’ de la cartelería y la publicidad, que nos puedan salvar de los desaguisados de las últimas ediciones (recomendado leerse a este respecto el comentario publicado en La Guía Pirata de Bilbao Aste Nagusia 2014).

¿Por qué no se da más pompa y boato a los pasacalles diarios de los Gigantes y Cabezudos de la Villa, y especialmente a la concentración giganteril del último domingo de Bilbao Aste Nagusia, empezando, aunque sólo sea, por hacer que vayan precedidos por un ‘portaestandarte’ con un cartel en el que se indique el nombre y procedencia de cada pareja que nos visita? (Recomendado leerse a este respecto la propuesta que en su día hizo la Compañía de Gargantúa, Ad Majorem Bilbao Gloriam, y que nosotros publicamos en La Guía Pirata de Bilbao Aste Nagusia 2008).

¿Por qué somos capaces de engalanar el todo Bilbao para una final del Athletic con los colores blanquirrojos bilbainos y no hacemos lo propio durante las fiestas de Bilbao Aste Nagusia, aún a sabiendas de que esta pequeña contribución vecinal supondría una mejora trascendental de su imagen y una importante aportación para su proyección internacional?

¿Por qué cuesta tanto hacer entender que, para revestir de solemnidad y significado al acto inaugural de las fiestas de Bilbao Aste Nagusia, la Pañoleta Azul Bilbao no debe anudarse al cuello hasta después del lanzamiento del Txupin que marca su inicio?

En fin… ustedes dirán.

NOTA

La decisión de reinstitucionalizar las fiestas de Bilbao Aste Nagusia en la última semana agosteña, y en concreto en aquella semana en la que caiga el último jueves del mes de agosto, es de pura lógica, tanto porque así se facilita su concreción y publicitación (incluso con años de anticipación), como porque nunca vuelvan a empezar antes del día 20, evitando así solaparse con otras pujantes fiestas de nuestro entorno; y aunque habrá algún año en que se prolongarán hasta los tres primeros días de septiembre, conviene recordar que éstos días corresponden a los de un fin de semana con viernes festivo incluido.

Marino Montero

¿Por qué ignoramos a Juan Larrea?

 

El pasado viernes, 13 de marzo de 2015, se cumplió el 120 aniversario del nacimiento en Bilbao (calle Henao, nº 2) de Juan Larrea. Uno de los más trascendentales intelectuales del siglo XX, al que en buena parte se debe el advenimiento de las vanguardias culturales a la vetusta España de los primeros años del pasado siglo. Y, paradójicamente, en esta Villa tan dada a enorgullecerse del relieve sus paisanos la efeméride pasó totalmente desapercibida.

Juan Larrea fue el ‘gran raro’ de la generación del 27, un autor incatalogable y enigmático con una amplísima obra (en su gran parte todavía inédita), y un poeta que, escribiendo en francés (otra de sus singularidades), influyó de manera más o menos oculta en Rafael Alberti, García Lorca, Gerardo Diego y Vicente Aleixandre, hasta el punto de ser considerado el ‘padre desconocido’ del surrealismo español.

Su originalidad poética sería suficiente para prestarle atención; pero, además, Larrea era otras muchas cosas: archivero, arqueólogo, experto en arte precolombino -consiguió reunir en Perú una magnífica colección de antigüedades incaicas conservada actualmente en el Museo de las Américas de Madrid-, crítico literario y de arte, intermediario para la elaboración del Guernica de Pablo Picasso e intérprete de su significado, ensayista prolífico y profético, fundador de revistas, figura destacada del exilio republicano en diferentes países de América (Estados Unidos, México, Argentina), guionista de Buñuel, hermano espiritual y apoderado de César Vallejo...

Y su intensa vida, cargada de avatares, que siempre enfrentó con el ánimo ignaciano que dicen caracteriza a los vascos, daría para varias novelas y películas del mejor género de aventuras; y, sin embargo, no ha sido hasta este año, en el que también se cumple el 35 aniversario de su muerte en Córdoba (Argentina), que se ha publicado su primera biografía, entusiásticamente narrada por José Fernández de la Sota y editada por El Gallo de Oro.

Cuando menos, un buen primer paso para el reconocimiento de este genial bilbaino incomprensiblemente olvidado e incluso vergonzosamente negado por determinados ediles municipales que se opusieron a poner el nombre de Juan Larrea una triste calle de ésta su Villa natal.

Y esta es la razón de mi pregunta. ¿Por qué en esta Villa, en la que, con sus más y sus menos, conmemoramos el día del nacimiento de Miguel de Unamuno, de Ángela Figuera y de Blas de Otero (y en este caso, hasta el de su muerte), ignoramos a Juan Larrea?

Marino Montero

Último adiós a la bilbaina Taberna Taurina de Vicente de Godos

En la foto de David de Haro (DEIA), de izda. a dcha.: Juan Carlos Rastrollo, presidente del Centro Extremeño y de la Federación de Casas Regionales de Bilbao, el aficionado Juan Hernández, Vicente de Godos y Marino Montero, secretario de la Federación Taurina de Bizkaia y de la Peña Taurina Tintigorri.

 

Sobre la una y media de la tarde del último sábado de 2014, día 27 de diciembre, los componentes de la pequeña tertulia ‘los cabales’, que nos reuníamos todos los sábados en torno a Vicente de Godos, el inspirado creador de este entrañable rincón que se ve abocado al cierre por el fin de las rentas antiguas, dimos el último adiós a la Taberna Taurina de la calle Ledesma; en realidad, la única Taberna Taurina como tal de la que podíamos presumir en Bilbao.

El local, tras 52 años de existencia llenos de numerosos ‘susedidos’ y palpitante taurinismo, cerrará el 31 de diciembre; y luego Vicente de Godos recogerá el millar largo de fotografías antiguas, los cuadros de reconocidos pintores y todos los demás enseres acumulados durante más de cinco décadas en este pequeño espacio de apenas 30 metros cuadrados, pero ‘gran’ Museo Taurino, y se los llevará a Sahagún, su pueblo natal en León.

Bilbao y sus nuevas generaciones pierden una parte de la historia popular de la Villa y de sus señas de identidad; y su entramado comercial y turístico otro de los cada vez más escasos locales de hostelería que van quedando con personalidad.

Ellos sabrán lo que así quieren conseguir, pero a nosotros ‘que nos quiten lo bailao’. Y por ello, entre vinos y risas, aunque con un punto de nostalgia, y mientras degustábamos las míticas ‘tortillas con divisa’ de esta Taberna Taurina, entregamos como agradecimiento, y en memoria de tantas tertulias a pie de barra, una pequeña cabeza de toro de cartón (fabricada artesanalmente en Orriak, una tienda de recuerdos del Casco Viejo bilbaino) al 'Señor Vicente'.

Un infatigable promotor del taurinismo, incansable y buen narrador de cientos de historias vividas en sus 87 años cumplidos, y de quien, además de la invención de su Taberna Taurina, cabría destacar que es socio de todos los Clubes y Peñas de Bizkaia, cuya federación promovió y presidió en los años sesenta; que fue miembro de la Junta Administrativa de la Plaza de Toros de Vista Alegre de Bilbao; que introdujo al gran García-Campos en el cartelismo taurino; que sufragó, con otros tres aficionados constituidos en empresa, las exitosas novilladas de la campaña ‘Bilbao busca un torero’; que promovió la incorporación de las recién creadas Comparsas festivas bilbainas a las corridas de toros, presidiendo durante años la Zekorketa, la becerrada, hoy desaparecida, que las Comparsas celebraban sobre el 15 de agosto previo a las fiestas de Bilbao Aste Nagusia; y que dio la alternativa a la joven Peña Taurina Tintigorri, la única constituida como tal en el seno de las Comparsas.

Todo un ejemplo de eficaz dedicación a la promoción de su pasión, los toros, y de vida plenamente vivida.

Marino Montero

El roble y el ombú

 

Un zortziko de proyección internacional

El roble (árbol-símbolo de Euskal Herria) y el ombú (árbol-símbolo de Argentina) sirvieron de inspiración a la letra de un zortziko que se convirtió en una canción muy popular en Argentina durante la primera mitad del siglo XX, y que fue grabada en disco por solistas y coros tanto argentinos como vascos.

El autor de la letra y música fue el periodista costumbrista bilbaino Félix Garci-Arcéluz, conocido por el seudónimo de "Klin-Klon" (sonido producido por las fichas del juego de 'la rana' al golpear contra ésta). La composición fue escrita durante su transitoria estancia en Argentina, y se cantó por primera vez en el escenario del Teatro Colón de Buenos Aires - el primer coliseo lírico argentino, y uno de los más importantes del mundo - el 14 de septiembre de 1909, apenas un año después de su inauguración (Garci-Arcéluz fue obligado a subir al escenario para recibir los aplausos del público).

Su intérprete fue el famoso tenor vizcaíno Florencio Constantino (1868-1919), que donara a Argentina el teatro que lleva su nombre, inaugurado en 1912 en la ciudad de Bragado. También fue Constantino el primero en llevar "El Roble y el Ombú" al disco: lo grabó el 4 de octubre de 1910 en New York, y se popularizó muy pronto por ambas Américas.

Aquí, en el año 1914, se publicó en Bilbao la partitura con una ilustración del pintor José Arrúe (1885-1977), en la que aparece un gaucho con txapela tocando la guitarra, y una pequeña presentación del propio Garci-Arcéluz de la que está sacado este fragmento: "Vosotros, los vascos que habitáis esas generosas tierras americanas, cuando sentís en vasco, cuando cantáis vuestros zortzikos, expresáis también insensiblemente algo de esas melodías pampeanas de que está saturado el ambiente de vuestra Patria adoptiva. Esto es pues "El Roble y el Ombú": un zortziko con sabor a pampa".

 

Viejo árbol de Gernika

que al vasco ofreces tu sombra grata:

cunde en las bellas playas del Plata

tu alta virtud.

Y haz que este pueblo hermoso

que por sus hechos al mundo asombra

reciba siempre tu misma sombra

bajo el ombú.

 

Cuando en la Pampa quiero pensar

patria querida en ti...

la vidalita suelo cantar,

porque te siento así. (bis)

Por eso mis zortzikos

tienen sabor de pampa;

mis lánguidas endechas

me las inspiras tú.

Y en tan grata armonía

siento tranquila el alma,

porque te canto siempre,

siempre bajo el ombú. (bis)

La la, lará, la la, lará...

siempre bajo el ombú.

Felicitaciones por el 25 aniversario a La Ría del Ocio

Sinceramente no creo que el 25 aniversario de la ría del ocio sea motivo para felicitar a la revista, sino a cuantos hemos podido disfrutar de esta publicación que ha sabido trascender el papel de las guías al uso para convertirse en un movimiento de dinamización social de nuestra Villa. A las gentes que a lo largo de este cuarto de siglo han hecho posible la ría del ocio, algunas de ellas lamentablemente desaparecidas y otras perdidas en los vericuetos de la vida, deberemos agradecerles el entusiasmo y dedicación que han puesto en ello, y más en mi caso, que he tenido la suerte de conocerlas personalmente y compartir no pocas aventuras. Así que ¡felicidades...Bilbao!

 

 

 

Marino Montero

Cambiemos las fechas de Bilbao Aste Nagusia

En 2010, cuando las fiestas de Bilbao Aste Nagusia coincidieron con la última semana de agosto, y todos nos hicimos lenguas de la ingente cantidad de participantes registrados y del incremento del consumo, parecía cantado que se adoptaría la propuesta de establecer su celebración en esta última semana agosteña.

Pero nada se hizo al respecto; y dos años después hemos vuelto a lamentarnos de la escasa afluencia de personal en los primeros días, algo que en los tres próximos años irá previsiblemente a peor, al adelantarse todavía más su fecha de inicio conforme a la norma actualmente estipulada.

Y sin embargo la solución es bien fácil, y totalmente ajustada al espíritu con que nuestros antepasados fijaron las fechas de la Semana de Corridas Generales de Agosto, antecedente de la actual Bilbao Aste Nagusia, en la que no se conmemora virgen ni santo alguno del cielo, ni ninguna efemérides de la tierra: sólo buscaban la forma de evitar que la semana grande bilbaina coincidiera con la festividad de La Asunción, para así poder disfrutar de ambas celebraciones; y de esta forma, por puro pragmatismo y haciendo gala de un exquisito sentido común, marcaron el domingo después de esa fecha como el día de inicio de las fiestas bilbainas. Una muy sabia decisión, por su pura simplicidad, que ahora debemos readaptar, con el mismo sentido práctico, a la evidente necesidad de sortear las vacaciones veraniegas (antaño inexistentes) y de atraer visitantes foráneos.

Este es el objetivo del propuesto traslado de las fechas de celebración de Bilbao Aste Nagusia a la semana del último jueves de agosto (por poner un día señalado), que también resultará mucho más adecuado para facilitar su ubicación temporal entre nuestros potenciales visitantes extranjeros, a los que los vericuetos del santoral católico (y por ende la fecha de la festividad de La Asunción) les serán probablemente desconocidos.

Y no logro entender que espurios intereses, si es que los hubiera, puedan seguir demorando que se adopte una decisión tan sencilla y cargada de razón.

Así que, por favor, no perdamos más tiempo, y hagamos de una vez por todas lo que más le conviene a la Villa, a sabiendas de que tampoco seremos los primeros en readaptar la tradición (que "vive en las variantes”, según sentenció Menéndez Pidal), dado que los pamplonicas ya hace décadas que trasladaron la celebración de San Fermín (al que ahora apodan “txikito”) de finales de septiembre, en el que estaba establecida su celebración litúrgica, al más bonancible mes de julio.

Y sobre todo teniendo en cuenta que las fiestas de Bilbao Aste Nagusia (que tan orgulloso me siento de haber contribuido a poner en marcha) constituyen la única actividad capaz de incrementar por sí misma el PIB de Bizkaia.

Marino Montero

 

Las bragas de Marijaia

En estos 34 años de cartelismo astenagusiero hemos visto marijaias de todos los colores y de las más diversas formas, que van de playmobil a cremallera, pasando por servilleta de papel o sacacorchos. E incluso este año había una muy interesante propuesta de “lluvia de marijaias” en homenaje al gran Juan Carlos Eguillor, que debería haberse tenido más en cuenta.

Una reiteración - Marijaia ha aparecido en 23 de los 35 carteles editados hasta la fecha, incluido el de las fallidas fiestas de 1980 - que contribuye a reforzar su valor simbólico entre quienes ya la conocemos; pero que supone un peligroso reduccionismo para la proyección exterior de las fiestas de Bilbao Aste Nagusia más allá del bochito, teniendo en cuenta que nuestros posibles visitantes carecen de la información necesaria como para poder saber quién demonios es el personaje (y mucho menos entender los juegos para iniciados que se realizan con su imagen), y que, por otra parte, contamos con otros muchos elementos y actividades destacables y probablemente mucho más atractivas y reconocibles, tal y como lo demostró el añorado Juan Carlos Eguillor en sus dos magníficos carteles, el de las primeras fiestas de 1978 y el de 1987, de los que convendría reseñar, a mayor abundamiento, que fueron hechos por encargo.

Pero, volviendo al cartel de este año y su correspondiente Marijaia, a la que por primera vez se representa con el culo al aire, debo decir que el resultado, con esas burdas bragas rojiblancas, no ha podido ser más vulgar y antilibidinoso.

La propia Marilyn, cuya pose se ha intentado imitar con muy poco acierto, coincidiendo con el cincuentenario de su muerte, ya nos enseñó que el erotismo no consiste en mostrar la mercancía, como en una carnicería, sino en insinuar maravillosos paraísos por conquistar.

Y puede que la razón última de todo esté en la premura con que concebimos a Marijaia aquel puñado de emprendedores (que nos dirían ahora) que pusimos en marcha esta esplendorosa explosión de júbilo festivo que ha cambiado para siempre jamás el devenir histórico de nuestra Villa, y el hecho de que al hacerlo ni tan siquiera pensáramos que pudiera perdurar más allá del final de aquella primera Aste Nagusia. Por lo que apenas sí le dimos más contenido simbólico que la representación de una mujer, ya madura y bregada en la vida, con los brazos permanentemente abiertos y en alto como invitación a la alegría y a bailar las más bellas danzas.

El problema es que, a diferencia de Gargantúa, Olentzero o los Reyes Magos, nuestra Marijaia carece de un corpus mitológico mínimamente elaborado; pero así y todo me niego a creer que Nuestra Señora de la Fiesta tenga tan poco estilo; y sigo soñando con que su lencería fina debe de ser mucho más sofisticada y seductora, con medias de blonda cuando viste zapato de tacón, como es el caso, nunca con vulgares pantis, y hasta con liguero de encaje.

 

Marino Montero
miembro de la Comisión de Fiestas
que, en 1978, organizó la primera Bilbao Aste Nagusia

 

P.S.: En cuanto al cartel anunciador como tal, su única función lógica es que sirva para dar a conocer el acontecimiento en cuestión a quienes ignoran su existencia, provocándoles las ganas de asistir al mismo. Y esta sería la única justificación de la pasta gansa (2.500 euros de premio) que supone el Concurso de Carteles anunciadores de Bilbao Aste Nagusia.

Con tal fin, quizá convendría cambiar la actual composición del jurado, y confiar la decisión a publicistas de probada solvencia. Aunque lo verdaderamente necesario es que los carteles, y demás elementos promocionales de nuestras fiestas, estén en la calle seis o siete meses antes, y no en el mismo mes de agosto como ahora ocurre; y sobre todo que se difundan profusamente fuera de Bilbao, puesto que aquí ya sabemos cuándo son y en qué consisten.

 


 

 

"Quienes las hemos visto, sabemos que sus bragas no son así". Me lo decía un amigo hace unos días, tras echar un vistazo al cartel de Aste Nagusia. Si el arte es provocación, nadie puede negar que éste año lo ha logrado. Marino Montero, del Grupo Iruña, lanzaba un debate por la red sobre la 'Marilynjaia'. Sostiene que, con Marijaia, siempre fue mejor insinuar que mostrar. Sobre todo porque, quienes estuvieron en su origen, buscaron "un contenido simbólico, representado por una mujer, madura y bregada en la vida, con los brazos permanentemente abiertos y en alto, como invitación a la alegría y a bailar las más bellas danzas". Pero, amigo Marino y resto de miembros de la Comisión que en 1978 organizasteis la primera Aste Nagusia, estas fiestas son así. De hecho, creíais que la dama reinaría un año y desaparecería. Pero no. Como soléis contar, Marijaia ha protagonizado 23 de los 35 carteles. Han leído bien. Estamos en la edición 34 porque en el año 1980, el alcalde Castañares decidió que lo mejor era dejarnos sin fiestas. Pero no sin cartel. Lo hubo. Y en él, aparecía Marijaia. Pero, ¿cómo es realmente? En el fondo, bajo esas faldas, está la verdad.
Entiendo a quienes critican el cartel, porque no es un tema baladí. Se trata de la imagen de nuestra Semana Grande. Y puede llevar a error. Algunos visitantes creen que la cosa va de lo que no es. "El sábado una pareja americana me preguntó si era un carnaval de gays", contaba un veterano recepcionista de un céntrico hotel entre risas. Conste que sería divertido. Ahí está la madrileña Fiesta del Orgullo. Pero la Semana Grande es otra cosa. Más amplia. De ahí que van a tener razón los padres y madres de Marijaia. "Al menos si le hubiesen puesto un tanga fino o una combinación bonita…", apuntaba una comerciante de las Siete Calles. Pero no. Le han colocado una braga de mercadillo que no le quedaría bien ni a Elle Macpherson. Bueno a ella sí. Pero no vale. El resto de las humanas, y las no humanas, lo tienen más complicado. Es como lo de aquellos calzoncillos del Athletic. Una cosa es que los luciera Yeste, en éxtasis tras un gol, y otra que intente usted hacer lo propio en casa. Confieso que me los puse y mi mujer aun se está riendo. Y ahí está la clave. Lo que queremos ser y lo que somos. Imperfectos. Aunque no tiene por qué ser motivo de vergüenza.
Se nos olvida que la Semana Grande nació como unos festejos cuyo eje eran las corridas de toros. Y la cosa tenía su liturgia, pompa y boato. Aunque siempre fueron txirenes. Al fin y al cabo, eran fiestas. Lo de añadir txosnas y demás fue cosa de las gentes del 78, que reactivaron unas fiestas que habían languidecido durante el franquismo. Por cierto, merece aplauso que se nos anime para que acudamos vestidos con trajes tradicionales. Bilbao siempre los tuvo. Pero los ochenta trajeron hombreras y se llevaron txapelas. Una pena. Aun así, no carecimos de trajes típicos. La desaparecida comparsa Txirlari de Abando lucía un traje consistente en pantalón de mil rayas, camisa blanca, gerriko verde, blusón a cuadros (creo recordar que eran azules y blancos), alpargatas marrones y txapela negra. Era una evocación a aquellos caseríos que hasta 1890, año en que se anexionó a Bilbao, poblaban Abando. Y aún hay comparsas que mantienen la tradición. Pero no es menos cierto que Txomin Barullo rompió con todo y eligió las rayas y el canotier. O que en Federico Ezkerra la Otxoa lanzó su 'Libérate' y la fiesta empezó a subirse la falda. Y puestos a seguir subiendo, ascendió por los puentes y ya nadie pudo pararla ni dominarla. De hecho en los Jardines de Albia, frente al Iruña, se 'institucionalizó' la hora del 'streeptease'. Eso sí, era más parecido a un despelote de la película 'Porky´s' que al de 'Nueve semanas y media'. No sé si se sigue haciendo, porque salgo menos por la noche que un monje de clausura, pero apuesto a que no ha mejorado.
Dicho lo cual, comprendo que Marijaia vaya enseñando braga en plan 'Pepi, Luci y Bom y otras chicas del montón'. Porque Aste Nagusia es así. Un poco golfa y tirando a descarada. Nunca será, pese a los litros de desinfectante, una fiesta limpia. Y si no son pies negros aparecerá otra tribu por El Arenal, alguien aprovechará para montar bronca, otros para hacer frentismo, aquellos para romper cosas, borracheras por aquí, dormilonas por allá, sexo arriesgado... Por no hablar de asuntos más turbios. En definitiva, da igual que nos vistan de titanio, modernidad y nos peatonalicen. En cuanto llega esta semana, se ve lo que hay bajo la falda. Y no siempre es una fina estampa. ¿O es que usted nunca ha hecho algo en Aste Nagusia que jamás contará? Pues eso. Si no ha sido así, ya está tardando. Marijaia quiso ser una dama y no la dejamos. O quizá quisimos que lo fuera y no se dejó. Pero es lo que hay. Es hora de asumirlo. Tampoco es tan malo que luzca en bragas. Nos define bien. Incluso económicamente. Además, nunca me he fiado de la gente sin vicios ni de las ciudades sin pecados.
 

Jon Uriarte

Somos o no somos junio 2012

SOMOS, O NO SOMOS

publicada el viernes 1 de junio de 2012

Es de libro
 
Este es el rotundo y sugestivo nombre del certamen de investigación, pionero en España, promovido por los Ministerios de Cultura y de Educación y Ciencia para poner en valor el libro entre los escolares, que en su última edición, sobre un total de 303 centros y 517 trabajos presentados, han ganado, con un documentado trabajo sobre Bilbao Aste Nagusia, tres alumnos de segundo ciclo de ESO de la ikastola Lauro, con los que he tenido el gusto de colaborar. El pasado sábado ellos también fueron a los madriles a recoger su copa; pero tan solo arropados por sus familiares, y sin más mención en la prensa de la Villa que alguna escueta reseña de la nota que yo mismo envié. Y así están las cosas, pero qué quieren: a mi me parece más trascendental y digno de difusión el esfuerzo de estos chavales que las especulaciones sobre si el señor del esquijama va a seguir entrenando al Athletic.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS

publicada el viernes 8 de junio de 2012

A desbanderar

Postulé recientemente la institucionalización de un día dedicado a la afición del Athletic en las fiestas de Aste Nagusia para así resaltar su ejemplo de unidad. Y lo mantengo. Pero eso es una cosa, y otra la pueril resistencia a retirar el banderamen rojiblanco con que inundamos la Villa, y que empieza a resultar preocupante por lo que representa de falta de expectativas reales. Es bien cierto que el equipo nos ha dado muchas alegrías, nos ha impulsado a ver mundo, enseñando incluso a algunos despistados a diferenciar Budapest de Bucarest, y sobre todo nos ha dado una ilusión, de la que tan necesitados estábamos; pero también convendría evaluar el impacto económico que suponen los dineros que los bilbainos nos hemos dejado de gastar en Bilbao por haberlos gastado en los desplazamientos, que mucho me temo será alarmantemente negativo, salvo quizás para las agencias de viajes.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS

publicada el viernes 15 de junio de 2012

Utopías

Se imaginan que en una concurrida plaza de esta nuestra Villa se juntasen hasta 3.000 personas de todas las edades, de diferentes credos y creencias y de las más diversas razas y colores, y que esa multitud, agrupada espontáneamente en las más variadas cuadrillas, se dedicase a prepararse la comida en la propia plaza para luego degustarla al unísono en ambiente de camaradería entre risas y cantos. Semejante celebración lúdica de la interculturalidad nadie creemos que podría pasar desapercibida en los tiempos que corren y todos apostaríamos porque suscitaría elogiosos comentarios de nuestros próceres y hasta portadas de prensa. Pero lo cierto es que todo eso sucedió el pasado sábado en la 9ª Fiesta de los Arroces del Mundo en la plaza del Corazón de María, junto a la mítica calle San Francisco, y sin embargo apenas si se ha publicado alguna pequeña foto resaltando el mero aspecto folklórico. Que quieren, así son las cosas, aunque quizá sea mejor que nos ignoren las gentes de orden.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS

publicada el viernes 22 de junio de 2012

El día la Villa

Denuncian los concejales de Bildu que la ofrenda floral que la corporación municipal tributa a Don Diego, en reconocimiento por habernos otorgado el título de Villa, es un acto exclusivista y sectariamente limitado al lucimiento partidista, negándose como protesta a asistir al mismo. Duras palabras, que no seré yo quien desdiga en la parte que me toca como padre de esta iniciativa, que las animosas gentes de la Compañía de Gargantúa pusimos en marcha en 1987 para llamar la atención sobre esta efemérides que hasta entonces pasaba totalmente desapercibida, y que ahora ya ni tan siquiera se celebra oficialmente el mismo 15 de junio. Pues a mí también me gustaría que volviese a ser una cita abierta y multitudinaria, como cuando el alcalde Ortuondo convocaba a los más variados colectivos cívicos, que abarrotábamos la Plaza Circular portando cientos de banderas de Bilbao. Qué tiempos.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS

publicada el viernes 29 de junio de 2012 

Honores debidos

Anuncia José Antonio Nielfa, al que todos reconocemos como La Otxoa, que está pensando en retirarse, cansado de tanto pelear; y no podemos por menos que temer por la continuidad de su popular local, una de las escasas propuestas hosteleras que ha sabido resistir al progresivo y sistemático amuermamiento de la noche bilbaina, desde hace poco más de una década convertida en un agujero negro. Esta Villa y cuantos apostamos por mantener su carácter abierto y bullanguero, cada vez más atenazado, le debemos mucho a La Otxoa; y una buena forma de empezar a reconocérselo habría sido nombrarle Pregonero de las próximas fiestas de Bilbao Aste Nagusia, cargo que desempeñaría a las mil maravillas y para el que le sobran méritos. Tan sólo la revolución que supuso su “Libérate” y sus actuaciones en las txoznas de los años 80, serían razón suficiente. Pero qué quieren, el deporte es más inocuo.


 

SOMOS, O NO SOMOS (¡¿ ultima colaboración ?!)

publicada el viernes 6 de julio de 2012 

No olviden reír

Pensaba hablarles de la decepción que me han causado las burdas bragas rojiblancas de Marijaia descubiertas por el cartel anuanciador de Bilbao Aste Nagusia, pues siempre había imaginado que la lencería de Nuestra Señora de la Fiesta sería más sofisticada y seductora, con medias, nunca pantis, y hasta con liguero de encaje. O reseñarles el vitalismo que rezuma la exposición sobre Hemingway instalada en el Café Iruña para conmemorar su 109 aniversario. Pero parece ser que este podría ser mi último comentario sobre el acontecer de la Villa en este periódico, mordido por la hidra de la recesión, a la que nos han entregado los apóstoles del ascetismo. Hoy más que nunca necesitamos cigarras que nos ayuden a recuperar las ganas de vivir. Y por ello les pido que se esfuercen por mantener la rica tradición picaresca de nuestra cultura y que no dejen de burlarse hasta de la muerte.

 

Somos o no somos mayo 2012

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 4 de mayo 2012

Eman ta zabal zazu

Cuando lean esto estaré de nuevo callejeando por la capital del imperio, de escapada para asistir a la 2ª Fiesta del Txakoli en New York - TXIKIFEST 2012 - que organizan mi hijo Eder y su esposa Alex desde su restaurante de cocina vasca, Txikito. Iniciativa con carácter benéfico en la que se han aprestado a colaborar nada menos que 17 prestigiosos restaurantes neoyorkinos, maridando las exquisiteces de sus diferentes tipos de cocina con 14 txakolis de nuestras tres Denominaciones de Origen: una proliferación difícil de explicar en este gran país donde no entienden que siendo tan pocos estemos siempre tan divididos. Así que por una vez en este comentario semanal no hablaré de la Villa: aunque tampoco es moco de pavo que sus hijos anden por el ancho mundo promocionando los buenos productos de nuestro terruño y dando fruto, como propone el bardo Iparraguire en el 'Gernikako Arbola'.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 11 de mayo 2012

Pajaristas

Mi lamentable falta de ubicuidad (don divino que ya hace tiempo pedí a los Reyes Magos) me impidió asistir el pasado día 6 al Concurso de Pájaros Cantores de Jardines de Albia, instituido en el primer domingo de mayo a modo de rito primaveral bilbaino anualmente reinterpretado, e iniciado en 1951 con no más de 40 participantes, que han ido aumentando hasta llegar a los 241 de la última edición. La Sociedad Artxandazar en un principio y luego el Grupo Ornitológico Txori Lagunak han sido sus impulsores durante estas seis décadas, contando desde 1987 con el apoyo del Café Iruña, que lo estableció como colofón de sus Fiestas de Primavera; pero el mantenimiento de tan singular tradición es la obra anónima de cientos de pajaristas, a los que esta Villa debería agradecer su tesón con la erección de algún tipo de monumento de reconocimiento permanente en los propios Jardines de Albia.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 18 de mayo 2012

Lady Cotty

Son muchos los logros que en estos sus 25 años de brega puede apuntarse la ría del ocio, que no es una mera guía al uso sino un ejemplar movimiento de dinamización ciudadana con el que desde siempre me he aprestado a colaborar en beneficio de la Villa, manteniendo con sus componentes una gratificante relación de afecto que va más allá de lo profesional. Pero para mí su genuino icono son las divertidas y trasgresoras crónicas sociales que en la década de los 90 firmaba esta dama casquivana y liberal tras la que se escondían Arturo Trueba, Iñaki Astigarraga y el inolvidable maestro Javier Urquijo. Un ejercicio de libertad que no puedo por menos que extrañar en estos timoratos tiempos a los que hemos llegado, dejándonos domeñar por la falacia de lo políticamente correcto: una sibilina forma de autocensura más castrante incluso que la de los pretéritos tiempos de la Inquisición.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 25 de mayo 2012

Athletic Eguna

Por fin hoy es el día en que, como en las mañanas de Reyes de nuestra infancia, vamos a descubrir la realidad, y experimentar la gran alegría o la terrible tristeza de comprobar si nuestras ilusiones han sido satisfechas. Sin embargo, e independientemente de cuál sea el resultado cuando el árbitro pite el final, los aficionados nos hemos portado bien, muy bien incluso, dando un ejemplo de unidad, por encima de credos, partidos y demás banderías, que conviene resaltar una y otra vez, y que ojalá fuéramos capaces de repetir para solventar otras cuestiones de mayor calado y enfrentar el futuro de la Villa. Por ello, y como símbolo de esta envidiable camaradería, quiero proponer la institución de un día dedicado a la afición del Athletic dentro de las fiestas de Bilbao Aste Nagusia, en el que llenar las calles de los colores y el sentimiento rojiblanco año tras año. ¿Qué me dicen?

Somos o no somos abril 2012

SOMOS, O NO SOMOS

publicada el viernes 13 de abril de 2012

New York
 
Aprovechando la Pascua me he venido hasta aquí para conocer a mi segundo nieto yanqui, Lucien, y poder comer en el nuevo restaurante, este tercero de inspiración sefardí, que mi hijo y su esposa acaban de abrir en Brooklyn con el significativo nombre de "La Vara". Vamos, un viaje de placer a la capital del imperio, siempre sorpresiva y llena de oportunidades de acción y negocio gracias a su pragmatismo, probablemente conformado por su falta de mitos fundacionales y su larga tradición de derecho consuetudinario. Aquí hay un tipo, un ingenioso hostelero, al que el Ayuntamiento no le cobra las tasas y le anima a poner kioscos de comida y bebida en sus parques, para así dinamizarlos e impedir que se llenen de tirados. Un privilegio que contraviene las normas, evidentemente, pero que a nadie le parece mal porque redunda en bien de la ciudad. ¿Se imaginan algo así en la Villa?

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 20 de abril de 2012

Agua de la Villa

En la pantagruélica comida de hermandad con que termina en la Sociedad Bilbaina cada edición de la clásica Regata Ingenieros - Deusto, y como un guiño a su principal patrocinador, se sirve indefectiblemente “agua del Consorcio”. Un detalle que, por poco habitual, resulta anecdótico. Sin embargo, ésa es el agua, la del grifo, que te ponen en cualquier restaurante de la exquisita Francia, salvo que indiques lo contrario; y no digamos en New York, donde lo consideran un gesto de hospitalidad para con la clientela. Pero aquí, teniendo un agua corriente de envidiable calidad organoléptica, nos empeñamos en servir la embotellada, casi siempre en contaminantes y vulgares plasticorros. Algo que nunca he logrado entender, y que supongo tendrá que ver con esa curiosa deficiencia de autoestima que nos impedía apreciar la belleza de nuestra Villa hasta que vinieron los turistas a piropearla

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 27 de abril de 2012

Feria de Abril

Inspirados por la decoración del local y las fiestas andaluzas, en 1983 pusimos en marcha desde el Café Iruña las Fiestas de Primavera bilbainas, que hoy inician su 30 edición, en la que volverán a florecer el Certamen de Pintura del Primero de Mayo en Jardines de Albia y el Concurso de Pájaros Cantores; sin embargo seguirá faltando lo que en la década de los 90 fuera su principal atractivo, el paseo a caballo y demostración de doma donde se citaban decenas de jinetes, incluido el entonces jovencísimo rejoneador Pablo Hermoso de Mendoza. No es éste lugar para entrar en detalles sobre las causas del veto municipal a esta popular y exitosa exhibición; pero creo que en beneficio de la Villa deberíamos encontrar la forma de recuperar aquel paseo ecuestre cuya trascendencia llegó a preocupar al mismísimo alcalde de Jerez por poner en peligro el protagonismo de su Feria del Caballo.

 

 

 

 

Los orígenes históricos de la celebración del DIA INTERNACIONAL de la MUJER

Contrariamente a lo que se venía creyendo, la celebración del Día Internacional de la Mujer no supone la conmemoración de un hecho concreto, sino que es el fruto de un largo proceso que ha ido cimentándose con el tiempo.
 

La historiografía estadounidense defendía como origen, una marcha de mujeres de la industria textil de New York, contra los bajos salarios y las condiciones inhumanas de trabajo, celebrada el 8 de marzo de 1857. Pero no hay constancia cierta de que en dicha fecha hubiera tal manifestación. Al igual que no parece probado que, ni el 8 de marzo de 1908, ni el de 1909, existiera una nueva marcha de 15.000 mujeres en New York, a la que también se ha referenciado como la raíz de esta conmemoración. Clara Zetkin engalanada

Las numerosas movilizaciones protagonizadas en aquellos años por las mujeres, y básicamente por las trabajadoras del sector textil, en demanda ya no solo de mejores condiciones de trabajo sino de una mayor calidad de vida, que quedaran plasmadas en el legendario "queremos pan y rosas", así como el importante reflejo que estas luchas tuvieron en los medios de comunicación norteamericanos, no cabe duda de que fueron el acicate necesario. Pero todas ellas en su conjunto y sin destacar ninguna en especial.

Nuestra historiografía, sin embargo, ha atribuido el inicio, a la trágica muerte de 129 mujeres inmigrantes, que perecieron incineradas en la fábrica textil de New York, donde se encontraban encerradas en defensa de sus derechos, como consecuencia del incendio provocado por sus patronos. Y aunque estos hechos ocurrieron realmente, en la "Triangle Shirtwaist Company", lo cierto es que no acaecieron el 8 de marzo de 1908, como se ha venido sosteniendo por diversas fuentes, sino el 25 de marzo de 1911, y que tampoco determinaron la génesis del Día Internacional de la Mujer.

En realidad, quien propuso, por vez primera, la conveniencia de establecer un Día Internacional de la Mujer, con el fin de "potenciar la lucha por su derecho al voto" (esto es, por sus derechos civiles y no sólo laborales) fue la dirigente alemana, Clara Zetkin, en la Segunda Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas, celebrada en agosto de 1910 en Copenhague. (Una iniciativa que las socialistas norteamericanas ya habían llevado a cabo el útimo domingo, día 28, de febrero de 1909, con el nombre de "Woman's Day").Clara Zetkin en Luxemburgo (1910)

Luego, 1911 fue el primer año de la historia en que la celebración del Día de la Mujer tuvo carácter internacional, que sepamos el 19 de marzo y en Austria, Alemania, Dinamarca y Suecia. La fecha fue cambiando en los años siguientes, incluso festejándose en días diferentes según los países. Y no es sino hasta 1914, sin que guardemos noticia de sus razones, que las socialistas alemanas propusieron fijar la conmemoración en el 8 de marzo. Lo que pasó a hacerse en Alemania, Rusia y Suecia, aunque el hecho determinante para su institucionalización en el día 8 de marzo fue la movilización que las mujeres rusas realizaron en esta fecha del año 1917 (23 de febrero del antiguo calendario ortodoxo) para protestar contra la falta de alimentos, y ya no solo porque ello fuera el inicio del proceso que diera lugar a la Revolución Rusa, sino porque, según todo parece apuntar, estos hechos fueron los que marcaron que el Día Internacional de la Mujer se estableciera definitivamente en el 8 de marzo.

A partir de 1977, y como consecuencia del Año Internacional de la Mujer, que tuviera lugar en 1975, la celebración del Día Internacional de la Mujer en el 8 de marzo cuenta con el refrendo de la ONU (Naciones Unidas).
 

 

Somos o no somos marzo 2012

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 2 de marzo de 2012

Más que flores

El último día del pasado año se cumplió el 75 aniversario del fallecimiento de Unamuno. Efemérides que se conmemoró con dos ofrendas de flores bien distintas: en Bilbao, la Villa donde nació, no pasó de ser un acto meramente institucional al pie de esa especie de picota donde tenemos expuesta la cabeza de Don Miguel; en Salamanca, donde vivió, murió y está enterrado, se promovió una concentración ciudadana en torno a la impresionante estatua allí erigida en memoria del que fuera rector de su Universidad. Pero no es eso lo peor. Aquí, eso fue todo. En la capital charra, aprovechando la circunstancia, todo tipo de entidades públicas y privadas se han coaligado para dedicar el año 2012 a ensalzar la figura y obra del que consideran su paisano con un sinfín de actos, que supondrán un atractivo más para la ciudad y que a buen seguro generarán sus réditos. Quizá deberíamos aprender.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 9 de marzo de 2012

Pan y rosas

Desde hace veinte años, con más o menos acierto pero siempre con buena voluntad, los cafés históricos de Bilbao, Café Iruña, La Granja y, hasta 2006 en que se desgajó del grupo, el Café Boulevard, han venido contribuyendo a la celebración del Día Internacional de las Mujeres con la entrega a sus clientas de un pequeño obsequio acompañado de algún documento testimonial, como las tarjetas con citas de mujeres célebres dadas ayer. Una iniciativa basada en la legendaria reivindicación de la ternura que en su día hicieron las trabajadores de las fábricas textiles de Massachussets (en USA) pidiendo precisamente esto, Pan y Rosas, a la que con el tiempo se han ido sumando otros establecimientos hosteleros y comerciales de la Villa, y que supone un sencillo gesto con el que ayudar a hacer este mundo 'más amable, más humano, menos raro', que dice la canción, y que tanta falta nos hace.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 16 de marzo de 2012

Putxeras asesinas

Mañana sábado en el muelle de Marzana se celebrará un Concurso de Putxeras organizado por Bilbao Historiko con el propósito de contribuir a revitalizar esta zona de la Villa, y espero que sea todo un éxito; pero después de asistir a la charla de presentación sobre el devenir de estas ollas ferroviarias y escuchar de labios del campeonísimo Oscar Ortiz de Vallejuelo los sufrimientos y angustias que le ocasiona participar en semejantes concursos, no puedo por menos que sentirme intrigado por las extrañas razones, que se me antojan morbosas, por las que hay quienes están dispuestos a someterse voluntariamente a la tiranía de estos eventos gastronómicos, y preguntarme qué es lo que ha hecho que lo que debía ser una actividad lúdica para generar la convivencia social se haya convertido en una especie de sofisticada forma de tortura para masocas culinarios. Nuestro Alex de la Iglesia tendría tema.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 23 de marzo de 2012

Edu

Conocí a Eduardo Aretxalde en la Asociación de Vecinos del Casco Viejo con la que montamos, en febrero del 78, los primeros Carnavales que se celebraban en el barrio desde la República; y él fue el que me metió en la ya mítica Primera Comisión de Fiestas que, en agosto de ese mismo año, encendió la mecha de Aste Nagusia, la explosión de júbilo festivo que cambió para siempre el devenir histórico de nuestra Villa. Nunca olvidaré su discreción, su buen humor y su firme creencia en el poder de la amabilidad. Así que cuando su hermano Miki, con quien organicé las Noches de Tango del Café Boulevard, me comunicó que Edu había muerto enseguida pensé que una buena forma de perpetuar la memoria de este ingenioso científico, admirado por sus alumnos, que a los 13 años ya construía goitiberas con motor, sería dedicarle la Bajada de Goitiberas que las Comparsas quieren recuperar para la programación astenagusiera.
 

 

Somos o no somos febrero 2012

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 3 de febrero de 2012

Contenedores a gogó

Atraído por los sensuales encantos de la magna exposición de la National Gallery sobre Leonardo da Vinci, la pasada semana me hice una escapada a Londres, una ciudad siempre llena de vitalidad y buen sentido, en la que desde antaño se ha inspirado nuestra Villa. Y vuelvo con el ánimo reconfortado al comprobar lo mucho que aún tenemos que aprender y que podemos mejorar, incluso en aspectos aparentemente simples como el hecho de que en las calles londinenses, tan limpias o más que las nuestras, no haya ningún tipo de contenedor de recogida de residuos afeando con sus desproporcionados volúmenes y estridentes colores la imagen de las zonas de comercio y ocio, con el consiguiente perjuicio para los negocios. Y parece ser que la clave está en algo evidente y elemental, una correcta educación cívica; pues como repetía mi madre no es más limpio quien más limpia sino quien menos ensucia.
 


SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 3 de febrero de 2012

BARNAVAL

El término acuñado, contracción de BAR y CARNAVAL, no me acaba de convencer, y quizá podría buscarse una mejor denominación, pero el acierto de esta iniciativa de los amigos Arturo Trueba y Gontzal Azkoitia, promovida desde la ría del ocio, y que este año alcanza ya su vigésima edición, es indudable. Y su objetivo, potenciar la animación carnavalesca en los locales de hostelería y establecimientos comerciales de la Villa, resulta fundamental. Los Carnavales, las fiestas en definitiva, son demasiado importantes (dado que son vitales en el mantenimiento del equilibrio personal y el de la sociedad en la que vivimos) como para dejarlos en manos institucionales, de políticos, técnicos u organismos de cualquier tipo. Tan sólo con la implicación activa, lúdica y solidaria de toda la sociedad civil podremos salvarlos. Y por eso, desde aquí, les animo a todos a participar y disfrazarse.


SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 17 de febrero de 2012

Merecemos más

Veo el programa oficial de las fiestas de Carnaval y no logro entender que en una Villa que se postula como referente cultural y polo de atracción turística se presente una oferta tan escuálida, al igual que tampoco puedo entender que no se incluyan, aunque tan solo sea para engordarla, las actividades que realizan las Comparsas y otros colectivos y entidades cívicas, como el Concurso de Txorizos que la Academia del Cerdo Txarriduna lleva 16 años organizando, o el Txerriki Oparia que desde 1987 hacen al Café Iruña y La Granja para cumplir con la antigua tradición vasca de obsequiar a la clientela con productos de cerdo el Jueves Gordo. Al menos me queda la satisfacción de comprobar que el texto que en su día escribí para definir este invento mío de Farolín y Zarambolas, y que han tenido la amabilidad de reproducir, sigue siendo acertado y hasta gracioso casi 30 años después.

 

Somos o no somos enero 2012

SOMOS O NO SOMOS
publicada el viernes 13 de enero de 2012

Teatreros

No solo no tengo nada en su contra, sino que incluso tengo numerosos amigos dedicados a esta ingrata y admirable profesión. Pero empiezo a estar más que harto de la empobrecedora transformación de los actos festivos concebidos para la participación ciudadana, como las rondas de Olentzero, que un día hubo en la Villa, el juicio carnavalesco de Farolín y Zarambolas, el entierro de la Sardina, o el de Marijaia, en meros espectáculos, carentes de sentido y de ritual, y las más de las veces muy poco acertados, protagonizados por profesionales a sueldo. El origen del mal está, sin embargo, en el tipo de sociedad adocenada que estamos creando, en la que se pretende que todo se nos de hecho por la administración. Desgraciadamente, la apreciación de Jovellanos (en el siglo 18) sobre que los vascos no ha menester que les diviertan, sino que les dejen divertirse, ha dejado de ser cierta.
 


SOMOS O NO SOMOS
publicada el viernes 20 de enero de 2012

Ocasión perdida

Resulta que esta semana en que nuestras autoridades varias echan el resto para vender imagen de la Villa en la madrileña feria turística de FITUR, desde la Academia del Cerdo Txarriduna habíamos conseguido atraer, sin más que un poco de ingenio, a las televisiones de ámbito nacional (o estatal, como uds. lo prefieran) para retransmitir desde la iglesia de San Antón la tradicional bendición de los animales domésticos. Pero sorpresivamente, y saltándose a la torera la ritual hora matutina del ángelus, en la parroquia decidieron que este año se haría a las seis de la tarde. Nosotros nos reorganizamos como pudimos y fuimos a bendecir nuestro lechón anual, Antontxu XXI, ya de anochecida; pero las televisiones lógicamente pasaron, y Bilbao perdió este impacto mediático de coste cero y gran valor añadido. Y ya sé que dicen que su reino no es de este mundo, pero podían echar una manita.

 

Somos o no somos diciembre 2011

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 2 de diciembre de 2011

Incentivos

En los anales de la historia naval, a la que soy aficionado, puede que en razón de mi nombre, se atribuye el poderío náutico de Venecia al hecho de que mientras el resto de flotas utilizaba presos y esclavos como remeros los venecianos eran profesionales que percibían una paga por su brega, y hasta un plus si salían vencedores; vamos, que estaban motivados y le ponían más ganas. Un modelo perfectamente extrapolable, salvando las lógicas distancias, al caso de la iluminación navideña de la Villa. Mientras que las luces instaladas por el Ayuntamiento (en Gran Vía, por ejemplo) son las mismas de siempre, en las costeadas por los comerciantes se busca la sorpresa de la novedad para atraer la atención y animarnos a gastar los chines en disfrutar de la vida con alegría. Miseria llama a miseria, y ya se ha visto que los recortes no son la solución, hay que reactivar el consumo.


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 16 de diciembre de 2011

Santo Tomás

Soy el primero en defender la ampliación de la iluminación navideña, puesto que la tan cacareada reducción del horario nocturno no es más que un gesto superfluo de cara a la galería, con el que no nos ahorramos ni el chocolate del loro. Y aplaudo los reiterados esfuerzos que por mantener la tradición realizan los belenistas de la Villa, incluido su incipiente mercadillo de figuritas y complementos, que creo deberían sacar a la calle como en Madrid y Barcelona, y tantas ciudades centroeuropeas en las que puedo asegurarles que llueve, nieva y hace mucho frío. Pero creo firmemente que la Navidad llega a Bilbao con el Mercado de Santo Tomás; y por ello les animo a participar el domingo 18 de diciembre en al acto organizado por la Academia del Cerdo Txarriduna y Bilboko Konpartsak para rendir homenaje al que fuera su inventor en 1915, el hoy olvidado Félix Garci-Arcéluz, Klin-Klon.


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 23 de diciembre de 2011

Palíndromo

Perdónenme que hoy les hable de lo mío. Pero resulta que esta es la entrega 150 de los pequeños comentarios que, atendiendo a la propuesta del amigo José Luis Argiñano, vengo haciéndoles semanalmente desde hace algo más de tres años, siempre sobre lo que acontece en este Bilbao de mis muchas dichas y no pocas desdichas (que ya dijo Nietzsche que eran indisolubles en todo amor verdadero); y siempre, si se han fijado, incluyendo en el texto la palabra Villa. Mi intención no ha sido otra que contribuir a la mejora de la misma, poniendo mi ingenio a su servicio; y en ello les prometo que seguiré según mi más leal saber y entender. Y por eso he querido recordar en esta señalada ocasión que el lema definitorio de la bilbainidad, somos o no somos, bajo el que se agrupan todos estos comentarios, es, precisamente, un palíndromo, que permanece inmutable sea lea por el lado que se lea.

Somos o no somos noviembre 2011

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 4 de noviembre de 2011

O'clock

Con esto del cambio horario (que no sé si sirve para algo más que dar de hablar), y el hecho de que se haya producido en un largo puente como el que acabamos de superar, la observación de los relojes que jalonan la Villa ha estado muy entretenida. Algunos, supongo que los programados electrónicamente, se adaptaron automáticamente y sin dar lugar a la sorpresa; la gran mayoría lo ha ido haciendo poco a poco, y los hay que han tardado hasta tres días. Pero en todo este trajín de manecillas, el reloj de Bidebarrieta se ha mantenido inmutable y fiel a las sempiternas horas de cada una de sus caras (las 9 para los que bajan del Arriaga y las 4:44 para los que vienen de Santiago). Un rasgo de personalidad propia que lo hace único y por el que aquí quiero romper una lanza, contra quienes propugnan volver a ponerlo en marcha para así convertirlo en otro vulgar reloj de los del montón.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 11 de noviembre de 2011

11-11-11

La ONCE, con su arrollador poder mediático, nos ha machacado con el cabalístico día 11 del mes 11 del año 11 del presente siglo, aprovechando para recaudar unos buenos chines para la causa vía sorteo extraordinario, del que han agotado el papel. Sin embargo, aquí, el 11 del 11 a las 11 ya estaba señalado, pues fue el día y hora elegido por Metro Bilbao para inaugurar (en 1995) su servicio en la Villa. Y antes aún, conviene no olvidarlo, esta triple repetición del once, que nuestros antepasados consideraban como símbolo del infinito y la abundancia, quizá porque ninguno de ellos tenía más de diez dedos que contar, fue la fecha marcada para la proclamación del ganador del Concurso Mundial de Morcillas Bizkainas, que anualmente organiza la Academia del Cerdo Txarriduna para potenciar una de las exquisiteces gastronómicas de nuestra tierra. Y eso sí que es una apuesta de futuro.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 18 de noviembre de 2011

Buenas noticias

Perdónenme, pero si yo tuviera que elegir un elemento arquitectónico representativo de este Bilbao de nuestros amores y sinsabores, frente a los modernismos de última hora ensalzados por los correveidiles de turno me sigo quedando con el maravilloso Kiosko del Arenal, que siempre he considerado como el kilómetro cero de nuestra Villa. Una singular obra del arquitecto municipal Pedro Ispizua, que el también arquitecto municipal Ramón Lecea rehabilitó tras las inundaciones del 83 dotándolo de una envidiable acústica por el original método de hacer una cámara bajo el escenario repleta de botellas rotas, a cuyo aprovisionamiento contribuimos todos sus amigos. Y por eso, el anuncio de que pretenden sacarlo del abandono y ostracismo en que lo han dejado caer en la última década, para recuperarlo como el referente de la vida social que antaño fuera, resulta reconfortante; pero ya veremos.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 25 de noviembre de 2011

La música perdida

Esta semana del 22 de noviembre, en la que esta Villa y todo el orbe católico y ortodoxo conmemora a la Patrona de los músicos (una joven virgen romana, Santa Cecilia, que parece ser nunca existió, a la que se otorgó el patronazgo en 1594 amparándose en una errónea traducción, puede que interesada, del latín), no puedo por menos que extrañar los conciertos dominicales de la Banda en el Kiosko del Arenal, y las Dianas, también desaparecidas en esta última década, que cada domingo protagonizaban los Txistularis municipales por las calles del Casco Viejo, desde el Ayuntamiento hasta San Antón, en cuyas escalinatas ofrecían un pequeño concierto. Dos actividades culturales que no necesitan de presupuesto adicional, puesto que los músicos ya están en nómina, y que suponían una importante aportación para la popularización y disfrute por toda la ciudadanía de la Música a pie de calle.

 

Somos o no somos octubre 2011

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 14 de octubre de 2011

Reciclaje

Vaya por delante mi más entusiasta admiración por la eficacia del servicio de limpieza de la Villa; una valoración que creo compartimos la práctica totalidad de los bilbainos, lo que tampoco es muy frecuente. Pero al mejor escribano se le escapa un borrón, y me temo que eso es lo que ha pasado con el sofisticado artilugio instalado en la calle Ledesma para el soterramiento de las basuras, sobre cuyos continuos atascos algún desesperado vecino llegó a proponer, vía “cartas al director”, la organización de una porra. No sé qué garantía puede tener el dichoso aparatito, ni cuánto se ha podido gastar en reparaciones, y ya digo que confío plenamente en la buena gestión del servicio municipal; pero si llegara el caso de que nos costase más la salsa que la perdiz, para aprovechar la fosa que ya está hecha, quizás podría ponerse un estanque con peces de colores, que dicen que relajan.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 21 de octubre de 2011

Cabeza de puente

De siempre he mantenido una muy buena relación con las gentes del Centro Extremeño (en lo más alto de Iturribide) y del Hogar Navarro (en la Plaza Nueva), que en estos días están de fiesta, los unos con la conmemoración del 40 aniversario de su constitución, a la que dio comienzo con un sentido pregón nuestra concejala de Fiestas Itziar Urtasun, y los otros con la presentación de una bella exposición fotográfica, que vino a inaugurar el presidente del Parlamento navarro Alberto Catalán. Y allí que he estado, disfrutando de su desbordante hospitalidad y manifestándoles mi aprecio; pues no me cabe duda de que los socios de todos los Centros Regionales asentados en la Villa han sido nuestros mejores embajadores y, probablemente, la única cabeza de puente hacia la sociabilidad durante el largo y oscuro túnel del tiempo en que nuestra imagen se ha visto empañada por la radicalidad.
 

Somos o no somos septiembre 2011

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 9 de septiembre de 2011

Botelloneros

Comprendo la importancia de dar sensación de buen balance en los tiempos que corren; y por eso disculpo a quienes afirman, con más voluntad que conocimiento de causa, que la pasada Aste Nagusia ha sido excepcionalmente beneficiosa para los hosteleros. Pero ocultando el problema nada se resolverá, y por eso quiero llamar su atención sobre una plaga que menoscaba seriamente la solvencia de la hostelería profesional (y hasta la de las txosnas), poniendo en peligro la rentabilidad de sus inversiones y sus posibilidades de continuidad empresarial. Y me refiero a los botelloneros que han arrasado la Villa, sin que nadie haya movido un dedo, ni tan siquiera para denunciar la situación. Quizá un impuesto especial para los supermercados y tiendas varias que con ellos hacen su agosto, sin realizar, por contra, ningún tipo de aportación para ambientar y mejorar las fiestas, fuera un paso.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 16 de septiembre de 2011

El mes perdido

Puede que sea la natural resaca derivada de la hiperactividad astenagusiera, pero el mes de septiembre, y sobre todo su primera quincena, es el tiempo más baladí en el calendario anual de la Villa, con decenas de locales de hostelería cerrados, sin apenas ninguna actividad cívica y con la mayoría de los llamados agentes sociales ausentes. Y no se trata de poner en cuestión las necesidad vital del descanso, ni de ignorar la imposibilidad económica de ampliar las plantillas para cubrir los periodos vacacionales; pero este vacío septembrino bilbaino supone un jarro de agua fría, francamente descorazonador, para nuestra aspiración de erigirnos como referente turístico, pues no tiene lógica, ni resulta nada prudente, el desperdiciar las oportunidades de negocio de este último mes del verano, en el que sigue luciendo el sol y solemos disfrutar de temperaturas muy agradables.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 23 de septiembre de 2011

Marcha atrás

Supongo que recordarán el ímpetu con el que nuestros gestores municipales, entonces recién llegados, empezaron a celebrar, hace 12 años, el llamado día sin mi coche, cerrando al tráfico rodado las principales arterias del centro de la Villa. Los comerciantes de la zona, que notaron los perniciosos efectos colaterales de una medida tan restrictiva en la disminución de sus ventas, dieron la alarma; y ahora, dicha celebración, reconvertida al tono positivo y con buen rollete de la semana de la movilidad, resulta más bien testimonial. Y no digo yo, peatón acérrimo sin siquiera carnet de conducir, que no se deba insistir sobre el tema; pero metidos en harina, quizá nuestros próceres deberían tomar ejemplo de lo que hacen en otros lugares, incluso de aquí al lado, donde, para incentivar el uso de los transportes colectivos, este día se invita a la ciudadanía a viajar en ellos gratis.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 30 de septiembre de 2011

Vuelve la Risa

Termina el insulso septiembre, domeñado por los débitos vacacionales y las cargas del nuevo curso, y vuelven a llegar las invitaciones y convocatorias para los más diversos fastos, devolviéndonos la alegría de vivir y la confianza en que en esta Villa se sigue con ganas de marcha; pero de entre todos ellos quiero destacar la segunda edición del Festival de Literatura y Arte con Humor, una apuesta nada sencilla, puedo jurarlo, que no deja de sorprender por los numerosos apoyos con los que cuenta. Y es que, sin quitarle a Juan Bas y su equipo el mérito que tienen, lo cierto es que a nadie le gusta que le tilden de sinsorgo, y todos aspiramos a poder echarnos unas buenas risas, y eso siempre ayuda. Lástima que la exposición de las viñetas periodísticas con las que Juan Carlos Eguillor desentrañó el bilbainismo, enseñándonos a reírnos de nuestra propia condición, sea a título póstumo.
 

 

¿Qué cosa es eso de "txirene"?

 

Breve historia del Certamen de Definiciones promovido por la Orden Botxera de Farolín y Zarambolas, contada por Marino Montero - Zarambolas XV
 
Con el propósito de poner en valor esta peculiar característica de la personalidad bilbaina (de la que Juan Carlos Eguillor hizo buena gala, como hemos visto en las páginas anteriores), la Orden Botxera de Farolín y Zarambolas, en la que nos agrupamos cuantos hemos ido encarnando a estos dos personajes arquetípicos (convertidos en el símbolo de los Carnavales bilbainos), en los que se ejemplifica la dualidad de nuestra peculiar forma de enfrentar la vida, estableció en 2006 el “Premio a la Mejor Txirenada del Año”, con el que destacar, según el propio enunciado de la convocatoria, aquellas acciones en las que mejor se conjugue el espíritu emprendedor, el semper plus ultra (siempre más allá) que constituye el incentivo de nuestro lado farolín, con el gusto por disfrutar del momento con buen humor, el carpe diem que sustenta nuestro lado zarambolas.
 
Entre los premiados se cuentan el Cuerpo de Bomberos de Bilbao, por el revuelo provocado con su fogoso calendario de 2006; los niños del Congo que, en 2008, nos sorprendieron con su brillante interpretación del Himno del Athletic; y a la afición del Athletic que tomó Valencia en la Final de Copa de 2009, convirtiéndola en una ciudad rojiblanca.
 
Pero la cosa no es fácil. En una sociedad cada vez más pusilánime, apocada, timorata, amuermada y en definitiva sinsorga, como consecuencia de su progresivo e imparable avejentamiento, apenas sí se dan esas acciones pelín gamberras, de afirmación vitalista y trasgresión lúdica de las normas establecidas, catalogadas como txirenadas, en las que los jóvenes y desenfadados socios del legendario Kurding Club fueron maestros consumados. Y, de hecho, puede que las últimas auténticas txirenadas de la historia contemporánea de esta Villa (que algún día habremos de recopilar en esta Guía de Fiestas de Bilbao Aste Nagusia) fueran las perpetradas en los pasados años 80 por las gentes de la Pinpi, la comparsa Pinpilinpauxa, en las que me ufano de haber participado activamente.
 

Así que en la última edición, la correspondiente a la Mejor Txirenada de 2010, los honorables pares de la Orden Botxera de Farolín y Zarambolas acabamos rizando el rizo para convertir en txirenada la propia concesión del premio, que otorgamos al Lee Kuan Yew World City Prize, la organización singapurenseque concede el llamado Premio Nobel de las Ciudades, “por haber sabido reconocer lo evidente al haber premiado a Bilbao en la primera edición de estos galardones internacionales; algo que a nosotros nos resulta obvio, pues sabemos de nuestra condición de primus inter pares, pero que dice mucho de su acertado criterio y buen juicio”.

 
Hicimos unas risas y celebramos con Agua de Bilbao (a la que en el resto del orbe denominan cava o champagne) la feliz ocurrencia de premiar a los premiadores; pero lo mejor es que, gracias a la probada constancia de Josemari Amantes de la comparsa Moskotarrak (heraldo de esta Orden Botxera), y los buenos oficios de la corporación municipal, y más concretamente de Marcos Muro como director de Bilbao Next, el director ejecutivo del Centre for Liveable Cities de Singapur, Mr. Khoo Teng Chye, se aprestó a recoger personalmente el diploma acreditativo, aprovechando uno de sus viajes de negocios a Bilbao.
 
Se nos planteaba entonces la necesidad de buscar la forma de explicar qué cosa es eso de “txirene” a los que no tienen la folla de ser del mismo mismo Bilbao, y ni cortos ni perezosos convocamos un Certamen de Definiciones dotado con una botellita de Rioja crianza, Paternina Banda Oro, de tamaño bilbaino (18 litros), a la que los expertos denominan “Salomón” y que es el equivalente a dos cajas (24 botellas) de vino de las normales, facilitada por Alex Candina, para quien nos aportara la más ingeniosa ampliación de la escueta reseña dada en el imprescindible “Lexicón bilbaino” por Emiliano de Arriaga, el sapientísimo tío de Juan Crisóstomo, nuestro genial compositor, al que todavía no se ha tenido la decencia de erigir la estatua conmemorativa prometida por el Ayuntamiento de la Villa a raíz de su temprana muerte, a la edad de 20 años en París, mientras que sí se le ha puesto al abanderado del nacionalismo operístico Giussepe Verdi (aunque esa es otra historia).
 
El caso es que recibimos 22 propuestas, de entre las que, tras no pocos dimes y diretes, elegimos la presentada por el abogado deustoarra Josu Samaniego, eminentísimo cachondo, fundador de la comparsa Tintigorri entre otras cosas, con el que tengo la fortuna de haber compartido no pocos regocijos festivos, y que ya en sus tiempos de educando destacó en la jesuítica Universidad de Deusto por organizar (el 19 de enero) la fiesta de San Canuto. Y acordamos también otorgar una mención especial a la definición coral pergeñada por los alumnos de primero de la ESO del Instituto Miguel de Unamuno, coordinados por Seve Calleja, a quienes dimos como reconocimiento unas camisetas obsequiadas por Julio Alegría (Farolín XXII) con diseño de K-Toño (Farolín regente VI) y, en este caso, sendas botellas de gaseosa Iturrigorri, por aquello del qué dirán.
 
El certamen había dado su fruto, y los textos explicativos (disponibles en: www.cafesdebilbao.net) le fueron entregados al singapurense Mr. Khoo Teng Chye, que demostró tener un excelente sentido del humor, en la recepción ofrecida en su honor en el histórico Café Iruña bilbaino, donde la Orden Botexera de Farolín y Zarambolas tiene asentados sus reales desde 2007, tras su destierro del Café Boulevard. Y suponemos que entendió la coña, pues se fue tan contento, deshaciéndose en elogios y prometiendo volver a visitarnos, y haciéndonos sentir orgullosos de este nuevo servicio prestado a la Villa con nuestra pequeña txirenada.
 

 

Somos o no somos julio 2011

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 1 de julio de 2011

Blasito

Por tercer año consecutivo, el día de San Pedro, convocados por la plataforma ciudadana 29 de junio para la recuperación de la memoria histórica de Blas de Otero, volvimos a juntarnos en el cruce de Egaña con Alameda de Recalde, donde residió el poeta durante un periodo de su infancia, para conmemorar el aniversario de su fallecimiento cubriendo con flores blancas la fea estatua que le fue erigida en esta esquina. No hubo autoridades ni celebridades de la Villa leyendo poemas. Y los medios de comunicación, hipnotizados por la serpiente de verano de las elecciones del Athletic, tampoco pudieron dedicar espacio alguno para dar noticia del acto, que visto así podría parecer inútil, como la propia poesía. Pero el año que viene volveremos, aunque sólo sea para que la frutera (ya retirada) de su portal nos cuente que le gustaban las naranjas y que en el barrio le llamaban Blasito.

 

 

 

Fotos de Elena Marsal


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 8 de julio de 2011

Desolación

Explican los expertos que el instinto gregario lo llevamos inscrito en los genes de los tiempos pretéritos en los que era imprescindible agruparse para asegurar la supervivencia. Y quizá sea esa la explicación de las estampidas en masa provocadas por los llamados puentes festivos. Como parte de ese mismo ritual, los que por una u otra razón nos resistimos a seguir a la manada, alardeamos de lo mucho que en esos días disfrutamos de la Villa. Y ello es bien cierto para quienes vivimos en ella. Pero viendo las caras de desolación de los turistas atrapados, el pasado lunes, por la taimada celebración del santo de Elorrio, no puedo por menos que volver a plantear la necesidad cívica de establecer algún tipo de guardias para satisfacer las necesidades de ocio básicas de quienes tienen la amabilidad de visitarnos, y evitar que se marchen jurando no volver nunca jamás por este erial.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 15 de julio de 2011

Toneleando

Puede que la Real Academia de la Lengua nunca admita el término, pero no cabe duda de que define la nueva manera de relación social propiciada por la rocambolesca prohibición de fumar en los locales de hostelería; ley a la que debemos agradecer su capacidad para sacar la gente a la calle en busca de esparcimiento, obligando a los hosteleros a hacer nuevas inversiones y a pagar más impuestos, y forzando a la administración a flexibilizar sus normas para posibilitar la proliferación de terrazas y hasta la aparición de ingeniosas repisitas adosadas a las fachadas. Pero evidentemente la mayor transformación del paisaje urbano y hasta de nuestra peculiar forma de sociabilización la han hecho los toneles, que ahora montan guardia en la puerta de los establecimientos hosteleros de la Villa, y que deberíamos incluir en la propuesta para la obtención de título de Capital Mundial del Diseño.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 22 de julio de 2011

La Marcha Verde

Es la comparsa que mejor cuida la uniformidad de sus componentes, pese a que no suelen usar la pañoleta azul Bilbao, con la que se simboliza la participación en Aste Nagusia. Su aportación al desarrollo de las fiestas es de indudable valor, aunque la supresión de las sokamuturras y la preocupante y progresiva reducción de las actividades callejeras haya facilitado su labor. Y el traje de pana de sus antecesores, los populares sarameros, fue la inspiración de la chaqueta amarilla, a cuenta la Villa, que lucen los Pregoneros desde 1988. Valores de Bilbao Garbi en los que se asienta mi propuesta de realización de un magno desfile festivo: la Marcha Verde, al estilo del de la Ballena o el de los Gigantes, protagonizado por el Servicio de Limpieza y su inconmensurable flota de vehículos de todo tipo, que creo resultaría sumamente atractivo e incluso didácticamente esclarecedor.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 29 de julio de 2011

“Ciudad de Bilbao”

Sé que es una aberración ofensiva para los buenos hijos de la Villa. Y espero que me perdonen por reproducirla, pues les aseguro que tan sólo el escribirla me da repelús. Pero así es como figura en los carteles anunciadores de los festejos taurinos de Bilbao Aste Nagusia refiriéndose al premio del Concurso de Recortadores. Aunque esta falta de principios tampoco es nueva, a juzgar por la advertencia que en 1919 hacía Unamuno sobre la necesidad de distinguir entre los genuinos bilbainos, léase bil-baí-nos, trisílabos, fieles a la conservación y propagación de las esencias bocheras, y los falsos bil-ba-í-nos cuadrisílabos, a los que les importa una higa ciscarse en estos valores en aras de la pretendida modernidad que obnubila a los aldeanos ilustrados. Duras palabras, las de Don Miguel, para lo que podría ser un mero despiste; pero es que es el segundo año consecutivo que la cagan.
 

 

Somos o no somos junio 2011

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 3 de junio de 2011

Al dictado

El sabio José Luis Sampedro denuncia, en apoyo de los “indignados”, que la llamada opinión pública no es sino opinión mediática manipulada por la prensa adocenada. El “Mundo Feliz” de Aldous Huxley, basado en la supresión del criterio personal, está cada vez más cerca, y apenas sí reaccionamos, resignados como estamos a comulgar con ruedas de molino. Y parecerá exagerado, pero fíjense en el anuncio de celebración, para estos días, de la autoproclamada “primera” Fiesta de la Cerveza en la Villa, que los medios locales han copiado a pies juntillas sin recordar las que desde hace años organizan los comerciantes de Deusto y los hermanos Thate, o el añorado Biergarten que Txarriduna instalaba en la Plaza del Ensanche durante las fiestas de Bilbao Aste Nagusia, herederas todas ellas de las que en 1984 pusiera en marcha el Café La Granja. Y ya me dirán si no les parece preocupante.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 10 de junio de 2011

Satisfacción

Mañana sábado, si por fin el tiempo lo permite, se celebrará la 60ª edición del Concurso de Pájaros Cantores de Jardines de Albia, una singular tradición primaveral bilbaína que el Café Iruña revitalizó en 1987. Este año, y gracias a la aportación del Café La Granja, la Feria del Libro de la Villa ha recuperado la costumbre de incentivar la compra con el obsequio de un café, tal y como se hacía mientras el Café Boulevard estuvo gestionado por este mismo grupo hostelero. Contribuciones privadas para la mejora del entramado social, que los gurús de la economía antaño consideraban dispendios y ahora estiman vitales para incrementar el denominado “valor añadido” de las empresas. Aunque yo, que soy de letras, me quedo con la afirmación del octogenario autor de bestsellers Dominique Lapierre: la satisfacción de una vida es trabajar en favor de las causas que se aman. Bilbao, en mi caso.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 17 de junio de 2011

La villanización de Bilbao

Sé que no suena muy bien, y que esta denominación, antaño considerada un privilegio, tiene hoy un matiz peyorativo; pero estoy con Andrés Mañaricua (para mí el padre Mañaricua, al que conocí, y temí, en las aulas de Deusto) cuando denuncia, cargado de razón, el error que supone atribuir la “fundación” de Bilbao, que ya existía desde hacía siglos, a Don Diego López de Haro, que lo que hizo, mediante carta puebla firmada en Valladolid el 15 de junio de 1300, fue otorgar la condición de villanos a (y cito textualmente) “los pobladores del llamado puerto de Bilbao”, que ya pagaban diezmos “al monasterio de Santa María de Begoña y la iglesia de Santiago”. Tenemos a nuestras espaldas muchos más que esos 700 años, ahora convertidos en icono, y no creo que nos convenga obviarlo; pero no deja de ser lamentable que el pasado miércoles, 15 de junio, pasara prácticamente desapercibido.


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 24 de junio de 2011

Ría con la Ría

Este es el ingenioso lema del concurso de fotomontajes humorísticos convocado por el Museo Marítimo para conmemorar el 500 aniversario del Consulado de Bilbao, una ejemplar institución comercial de carácter marítimo, constituida el 22 de junio de 1511 (tan sólo 19 años después del descubrimiento de las Américas, para que se hagan una idea), en la que se cimentó la pujanza económica de nuestra Villa allende los mares, y de la que apenas sí guardamos memoria histórica como consecuencia de la pérdida de contacto con nuestro rico pasado marinero, que tenemos que contabilizar en el déficit de la trasformación realizada en las últimas décadas. Una pérdida deplorable, a la que no dimos la debida importancia en su momento, y que quizá podamos reparar con iniciativas como este concurso fotográfico, con el que se pretende redescubrirnos nuestra propia Ría de forma lúdica y distendida.
 

 

Somos o no somos mayo 2011

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 6 de mayo de 2011

Y ahora FANT

Soy de los que creen que cada cosa tiene su tiempo, y que es fundamental respetar los ciclos biológicos que llevamos impresos en los genes para mantener el equilibrio emocional; y por ello mantengo que el Festival de Cine Fantástico debería coincidir con la celebración de Todos los Santos, y no con mayo florido y hermoso. Pero el objeto de esta reseña es alabar la predisposición de la Taberna Plaza Nueva, de los hermanos De Miguel, que lo mismo disfrazan el local para Carnavales con gran ingenio, que elaboran unos pinchos de Semana Santa inspirados en el hábito de las cofradías bilbainas, de los que varias televisiones de ámbito estatal se han hecho eco; y que ahora van y materializan el inquietante pincho (banderilla le decíamos en Bilbao) que muestra el txikitero zombi del cartel anunciador del FANT de este año. Qué no parar. Gentes así son la imprescindible sal de la Villa.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 13 de mayo 2011

La noche los museos

No sé si es que nos hemos vuelto más cultos y sensibles (que lo dudo), o si se trata de una moda inducida por el marketing; pero no hace tanto que, cuando alguno de los escritores venidos a la Feria del Libro bilbaina manifestaba su intención de visitar el Museo de Bellas Artes, me veía embarcado en un bochornoso y frecuentemente encantador paseo en pareja por las salas prácticamente desiertas de la primera y principal pinacoteca de ésta nuestra Villa. Pero el caso es que ahora los museos tienen su “día internacional”, que incrementa su magia celebrándose de noche, cuajado de sugerentes ofertas. Y hasta las gentes de Txarriduna nos vamos mañana al Museo Euskal Herria de Gernika para repasar la trascendencia histórica de la gastronomía porcina y reivindicar la recuperación de la Rifa del Cerdo de La Misericordia, que cayó victima de la pusilanimidad y ñoñez de las modas que nos domeñan.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 19 de mayo de 2011

Los 100 días de Isidro

Mañana, coincidiendo con el sábado de reflexión electoral, que siempre me ha parecido una incongruencia fruto de la educación judeo-cristiana de nuestros próceres, y en pleno debate sobre los lamentables efectos colaterales de los bolardos con los que el ayuntamiento ha minado las calles de la Villa (3.000 en los últimos 3 años, más por lo menos otros tantos colocados anteriormente, que vienen a dar la aterradora media de un bolardo por cada 60 habitantes), mañana, digo, se cumplen 100 días de la brutal agresión que uno de estos bolardos, emboscado en forma de inocente bola frente al Café Iruña, le inflingió al pregonero de la pasada Aste Nagusia, Isidro Elezagarai, por la que aún está convaleciente. Una fecha simbólica, en la que hago votos por la pronta recuperación de este brillante relaciones públicas, hasta ahora omnipresente, en nombre de todos sus desamparados amigos.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 27 de mayo de 2011

Historia Sagrada

No digo que se deba creer o no, pues ése no es mi negociado. Pero entre mis sueños figura la improbable revitalización de las “Fiestas de Calle” de antaño, que tanto alabaron los costumbristas bilbainos y que se sustentaban en torno a las hornacinas que todavía conservamos en la Villa; y mantengo que entre los muchos dislates cometidos por las sucesivas y desafortunadas reformas de nuestro sistema educativo figura la supresión de la llamada Historia Sagrada, en la que se encuentran la mayoría de las claves de la cultura, y no digamos el arte, occidental, que son nuestro marco de referencia. Paparruchas, dirán algunos. Pero dejen que les recuerde que el pasado domingo electoral, 22 de mayo, era la festividad de Santa Rita, abogada de los imposibles y patrona de los trabajadores de la administración pública (será por aquello de que lo que se les da no se les quita). ¿Mera casualidad?
 

 

Somos o no somos abril 2011

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 1 de abril de 2011

Envidia cochina

Regreso de Londres de presenciar la 157ª Regata Oxford-Cambridge, cuya estela seguimos en la Ingenieros-Deusto, encantado con la marcha callejera y nocturna de esa ciudad que siempre nos han pintado de aburrida; y leo que un grupo de hosteleros de la Villa, hartos de estar hartos y de que se desprecie la labor social de este colectivo del que depende el buen nombre de Bilbao, ha pedido a los munícipes que recapitulen y apuesten decididamente por la cimentación del tan cacareado polo de atracción turística. Entre los modelos a seguir se cita la envidiable marcha de Gijón y Santander, y como argumento de peso el suspenso dado por los visitantes al ambiente nocturno bilbaino, desaparecido (cabría decir constreñido) de una década a esta parte. Y algo deberá hacerse para evitar la debacle, pues ya jode que hasta los universitarios se marchen a Vitoria para festejar la noche de los jueves.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 8 de abril de 2011

De puente a puente

Coreábamos, al tiempo que desplazábamos la ficha sobre el tablero de cartón de la Oca de aquellos Juegos Reunidos Geyper de nuestra infancia, en tan pocos años convertidos en pieza arqueológica, y cuya principal función era la de enseñarnos a compartir y sociabilizar, virtudes devoradas por las maquinitas electrónicas que les han brotado a los niños de hoy a modo de excrecencias. Pero el puente al que me refiero es el de Deusto, que una vez más, y ya van tres seguidas, no podrá levantarse al paso de la Regata Ingenieros-Deusto en el único día del año, el Domingo de Ramos - domingo de remos, en que últimamente se le permitía esta alegría. Y no digo yo que su rehabilitación, acometida en 2009, sea una necesidad acuciante, pero cabría ponerle un poco más de ganas, pues no cabe duda de que es (o era) uno de los más bellos símbolos de esta Villa, que se pretende marinera.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 15 de abril de 2011

El Gran Eguillor

Hay gentes que no deberían morirse nunca, y otras que es una lástima que no se mueran de una puñetera vez. De los segundos no voy a hablar por respeto a sus deudos (que deseo lo sean cuanto antes), y para evitar mosqueos. Pero entre los primeros, a los que tendría que garantizar la eternidad su innata condición de trasgresores de la cotidianidad y sus ganas de vivir como si siempre fuera fiesta, acabamos de perder, prácticamente a traición, a Juan Carlos Eguillor, el más lúcido y lúdico bilbaino que nos haya podido dar Donosti, al que esta Villa (quitando la entrega del Txikito de Honor que le hicimos en 2003) nunca ha reconocido cuánto le debe; aunque peor sería que los ganorabakos y sinsorgos, que él supo poner en solfa con su magistral ironía, se empeñaran ahora en cubrirlo de insulsos homenajes institucionales, de los que, por otra parte, estoy seguro sabría vengarse desde su tumba.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el jueves 30 de abril de 2009

Del día a la noche

El Día del Libro, este invento español que en 1926 instituyó la Dictadura de Primo de Rivera “en cárceles, escuelas y cuarteles”, y que en 1996 alcanzó la categoría de “Mundial”, otorgada por la UNESCO atendiendo a la solicitud que diversos organismos catalanes elevaron a través de la delegación española, también tiene carta de naturaleza en esta Villa, donde el pasado jueves 23 de abril hubo hasta tarta de cumpleaños, obsequiada por Bilbao Centro para celebrar el décimo aniversario de la instalación de las casetas en la calle Berástegui, junto al Café Iruña, que lleva 19 años regalando libros en esta fecha a sus clientes. Cada año mejoran las iniciativas y la respuesta popular; y aunque no sea el Sant Jordi de Barcelona, que este día factura las dos terceras partes de su venta de libros anual, a mí, que reivindico la recuperación de la perdida vida nocturna bilbaina, me da más envidia Madrid, esa otra Villa más canalla y bulliciosa, que apuesta por incentivar la Noche de los Libros.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 29 de abril de 2011

Primero de Mayo

Resulta evidente que en esta corta vida que nos ha sido dado vivir no tenemos tiempo para todo, y dicen que el proceso de maduración consiste precisamente en tener que elegir; pero hay veces en las que uno quisiera tener el dichoso don de la ubicuidad. El domingo 1 de mayo se celebra la 22ª edición del certamen de pintura de Jardines de Albia, un rito primaveral, enmarcado entre las más de 50 actividades promovidas anualmente desde el entorno del Café Iruña para dinamizar la Villa, del que me siento especialmente satisfecho por la parte que me toca. Pero ese mismo día, a más de 6.000 Km., mi hijo Eder y su esposa Alex han organizado, en la calle trasera de su restaurante TXIKITO, la primera Feria del Txakoli en New York, a la que nuestras tres Denominaciones de Origen concurren hermanadas; y les juro, de nuevo por la parte que me toca, que también me gustaría estar allí.
 

 

Somos o no somos marzo 2011

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 4 de marzo de 2011

Señas de identidad

Siempre he envidiado a aquellas ciudades como Nueva York, Barcelona o Londres a las que se puede reconocer con tan solo ver una imagen de sus calles, gracias a que han sabido preservar un diseño o color identificativo de sus taxis.Y quizá por ello aún sigo añorando los troles de dos pisos de mi niñez. Así que me ilusioné con la llegada a la Villa de dos autobuses urbanos de doble planta que, en una de esas puestas en escena que tanto gustan a los políticos del momento, le endosaron a esa especie de Papa Noel a la vasca en que hemos acabado convirtiendo al Olentzero. Sin embargo, sus usuarios, al principio tan contentos con el regalo, se quejan ahora de las dificultades para subir al piso de arriba y del poco espacio en el de abajo, además de las escasas frecuencias; y evidentemente tendrán razón, pues ellos son quienes los utilizan a diario. Pero no deja de ser otra desilusión.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 11 de marzo de 2011

No es eso

Las rondas petitorias de Olentzero convertidas en cabalgata de Disneylandia. La Cabalgata de Reyes convertida en un desfile planetario. Y ahora el Juicio de Carnaval, cuya estructura en el marco del Carnaval Vasco divulgaron investigadores de la talla de Caro Baroja y Resurrección Mª de Azkue, convertido en un homenaje al Circo y las Mujeres (curioso tándem, por otra parte). Y no es sólo cuestión del montaje o del forzado encaje de la Banda de la Villa; lo que falla estrepitosamente es la falta de concepto y de respeto al ritual, ese conjunto de signos externos, perfectamente estandarizados (subrayo), que sustentan nuestra certeza de pertenecer a una colectividad. Un sentimiento imprescindible para poder mantener el equilibrio personal y social, que debemos cimentar sin dejarnos llevar por el afán de novedades que caracteriza a la existencia banal, en palabras del filósofo Heidegger.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 18 de marzo de 2011

Un cofrade bilbaino

Apenas comenzado el tiempo de Cuaresma he vuelto a subir a la Basílica de Begoña, en la colina de Artagan, convocado por Joseba Rodríguez Luzarraga. Desgraciadamente, esta vez no ha sido para participar en las multitudinarias romerías en honor de la Amatxu que él reinventó, por así decirlo, gracias a su encomiable dedicación y perseverancia, sino para decir adiós al cuerpo mortal de este cofrade bilbaino (como él gustaba presentarse), cuyo entusiasmo vital no logró doblegar ni su devastadora enfermedad. La mutua dedicación a la dinamización social de la Villa, aun por distintos motivos, nos hizo trabar una buena amistad, que me llevó a apoyarle en su exitoso empeño por revitalizar nuestra Semana Santa. Y por eso no logro entender que a su concurridísimo funeral no asistiera una representación oficial de la municipalidad, que supongo le honrará como corresponde en otra ocasión.

 


SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 25 de marzo de 2011

Los monumentos

Releo las crónicas bilbaínas que el periodista Aureliano López Becerra, alias Desperdicios, escribió en los felices veinte del pasado siglo con un sentido del humor sin desperdicios. Llama la atención, en el artículo cuyo título he tomado prestado, su irónica propuesta de dotar de ruedas al pedestal de Don Diego (todavía sin el desproporcionado pilar donde hoy está) para así poder satisfacer a todo el vecindario, que en aquel entonces reivindicaba la ubicación de la estatua de Benlliure como ahora lo hace con las bocas del metro. Pero su coña sobre la desidia municipal para levantar el prometido monumento a Juan Crisostomo Arriaga, del que se apresuraron, eso sí, a poner la primera piedra con toda pompa y boato, ha sido superada por la cruda realidad. Y supongo que si supiera que aún sigue sin erigirse, mientras que sí se le ha hecho a Guiseppe Verdi, él mismo se quedaría de piedra. 

Somos o no somos febrero 2011

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 4 de febrero de 2011

Santa Agueda

Mucho antes de que se institucionalizara el 8 de marzo, Santa Ageda era la fiesta de las mujeres, advertidas de que la propia santa, convertida en gato, las arañaría si osaban trabajar. Elenita, impresionada por la leyenda de la mutilación de sus pechos milagrosamente restablecidos, pregunta con bastante tino si es la patrona de las tetas. Y Zapi cuenta de la asombro de los vecinos de los vecinos de Catania, cuna de la santa, cuando el coro del colegio de abogados les cantó las coplas en su honor. Pero lo cierto es que es una de las tradiciones más arraigadas, entroncada con los ancestrales ritos de fertilidad, que esta noche volverá a retumbar por las calles de la Villa de forma espontánea. Y esta es la clave de su éxito : afortunadamente todavía no ha habido órgano alguno de la Administración que se haya propuesto "organizar" estas rondas vespertinas.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 11 de febrero de 2011

¿Y el Jueves Gordo?

Ya están en los medios los finalistas del concurso de carteles anunciadores de los Carnavales de la Villa, para que la ciudadanía pueda dar su opinión. Una feliz iniciativa para llamar la atención sobre el advenimiento de estas fiestas invernales de celebración móvil, marcada por las fases lunares, que se suma al certamen de definiciones de “txirene” y “txirenada” convocado por la Orden Botxera de Farolín y Zarambolas para encontrar la forma de poder explicar el significado de estas dos expresiones a quienes no tienen la folla de ser del mismo mismo Bilbao. Pero, como diría Izaskun con su habitual gracejo, que me aspen si entiendo por qué se ha suprimido de los dichos carteles al Jueves Gordo, este año el 3 de marzo, aquí conocido como Eguen Zuri, jueves blanco, por ser el día antaño dedicado a la participación infantil en los fastos carnavalescos, en origen concebidos para el desfogue de los adultos.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 18 de febrero de 2011

Divide y perderás

La semana pasada les hablé del despropósito de suprimir, en los carteles de Carnavales, la fecha de celebración del Jueves Gordo, en la que este año tendrá lugar la 25ª edición del Txerriki Oparia, el reparto de chorizos que realiza el Café La Granja emulando una antigua costumbre que “obligaba” a obsequiar a la clientela en este primer día de las Carnestolendas. Y parece que al final la fecha será incluida y que el Entierro de la Sardina, el año pasado adelantado al domingo, volverá a ser el acto final, tal y como manda la tradición. Muestras del buen sentido carnavalesco que ojala acabe diluyendo al empecinamiento municipal por mantener dos Desfiles diferenciados, que en nada benefician ni a la ciudadanía ni a la imagen de la Villa; y por eso le he dado la vuelta al “divide y vencerás” proclamado por Julio Cesar como estrategia para someter a sus enemigos, que espero no sea el caso.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 25 de febrero de 2011

Cortina de humo

Los hosteleros de la Villa y de Bizkaia toda han convocado para el domingo en el Euskalduna un acto público con el que llamar la atención sobre la incoherencia de los políticos con respecto a la Ley Antitabaco, y razones para la indignación les sobran; pero no creo que sea improvisación, pues mientras hablamos de lo del fumar se nos pasa más desapercibido que en este país los índices de paro y de temporalidad laboral doblan la media europea, con un salario medio que no llega ni a la mitad de lo que perciben en Alemania o el Reino Unido, siendo el único en que durante los años de bonanza se perdió hasta un 4% del poder adquisitivo, mientras que los beneficios empresariales crecieron un 73%, rematando tamaña obscenidad con el hecho de que tenemos a los altos cargos mejor pagados de Europa, cuyos emolumentos han seguido creciendo, hasta un 15%, en plena crisis. Y esto sí que mata.
 

 

Somos o no somos enero 2011

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el martes 11 de enero de 2011

Solidaridad

Resulta que lo que en los 70 nos predicaban los curas rojos, ahora lo argumentan los sociólogos citando al mismísimo padre del liberalismo Adam Smith, que ya advirtió de la gangrena que para el Estado del Bienestar, cimentado en la solidaridad, suponía el culto al individualismo y el éxito en los negocios. Y en esta línea, el documentado estudio de los epidemiólogos Wilkinson y Pickett sobre la desigualdad como causa de la infelicidad colectiva (aquí editado por Turner), en el que prueban la relación directa entre el grado de desigualdad de diferentes sociedades y su tasa de suicidios, homicidios y trastornos mentales, resulta revelador. Así que la recuperación del gargantuesco Roscón de Reyes solidario, repartido en la Plaza Nueva a cambio de un donativo para Cáritas, supone además una aportación para la conservación del equilibro personal y social de cuantos convivimos en la Villa.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 14 de enero de 2011

Habemus txirenada

Cuentan que hubo un tiempo en que estaban a la orden del día las txirenadas, esas acciones lúdicas, pelín gamberras, de afirmación vitalista y trasgresión del orden establecido, en las que los desenfadados socios del legendario Kurding Club fueron maestros consumados. Y yo me ufano de haber participado activamente en las perpetradas por las gentes de la Pinpi (la comparsa Pinpilinpauxa) de los años 80, quizá las últimas de la historia contemporánea de esta Villa, cada vez más sinsorga y amuermada, en la que desgraciadamente, para encontrar una txirenada premiable, a los componentes de la Orden Botxera de Farolín y Zarambolas no nos queda más remedio que recurrir al recurrente Athletic, o como este año, rizando el rizo, convertir en txirenada la propia concesión, otorgando el premio a quienes han concedido a Bilbao el llamado Nobel de las Ciudades “por reconocer lo evidente”.

Ver CERTAMEN


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 21 de enero de 2011

Al mal tiempo …

Detesto el paternalismo, y ya por eso estoy contra la delirante ley antitabaco, que sin embargo tiene su coña: Las gasolineras y mi quiosquero festejan la hipocresía con la que se les ha vuelto a dejar que lo expendan. En las discotecas se ha disparado el consumo de ambientadores para mitigar el tufo a sobaquillo. Hemos recuperado la ancestral costumbre de la delación inquisitorial, que tanta fama nos diera en el mundo, aunque no precisamente buena. Y el índice de sociabilidad va en creciente aumento entre quienes se ven obligados a refugiarse bajo los escasos toldos y aleros que han sobrevivido a la desafortunada decisión de suprimirlos de las calles de esta Villa en la que llueve incesantemente, como proclamaba Blas de Otero; aunque temo, y que me perdonen por mentar la bicha, que a los hosteleros de la Plaza Nueva acabarán cobrándoles un impuesto especial por “usar” los soportales.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 28 de enero de 2011

La bandera de Bilbao

Mantengo izada en la torre de mi ordenador (pues no tengo más posibles) una pequeña banderita de Bilbao que compré en Toldos Goyoaga (otra de las variadas industrias perdidas por nuestro depauperado entramado productivo). Y les aseguro que la mejor celebración de la Fundación (“villanización” según el profesor Mañaricua) fue en 1997, cuando, entre otras cosas, el alcalde Ortuondo convocó a todos los colectivos cívicos en el salón árabe para entregarles una bandera de la Villa. Y sin embargo en las calles de Bilbao no hay banderas de Bilbao, salvo la que preside el edificio de La Bilbaina, ahora en obras, y el banderón erigido en la plaza de Ernesto Ercoreca (nuestro único alcalde socialista del tiempo de La Republica). Así que la reciente colocación de la bandera bilbaina en el Palacio de Justicia de Jardines de Albia, junto a las enseñas habituales, resulta un ejemplo a seguir.
 

La tradición del Roscón de Reyes "reinventada” en Bilbao

El "roscón de reyes" tiene el carácter originario de "pastel de la suerte" en el que se esconde un haba, a la que antaño se consideraba como un amuleto contra las desgracias y símbolo de los beneficios venideros, de los que disfrutará quien se la encuentre en su parte del bollo.

Originada hacia el siglo XI, esta tradición se ha mantenido hasta nuestros días, aunque en el decurso del tiempo se haya modificado alguno de sus elementos, introduciéndose en la masa de este dulce, generalmente en forma de corona (aro), además del haba, otros pequeños obsequios.
En muchos países se elegía en este día a un rey infantil -el niño más pobre del lugar o el más pequeño de la familia- que era lujosamente vestido para presidir una comida alegre y bulliciosa en la que gozaba del privilegio de ser servido por los otros menores presentes en la mesa, y que terminaba con el reparto del "roscón de reyes".
El gigantesco Roscón de Reyes preparado por Orio Pan, que (desde el año 2005) se reparte la víspera de la Epifanía, en la Plaza Nueva de Bilbao, con el acompañamiento de una buena taza de chocolate caliente ofrecida por el café Iruña catering, con el fin de recaudar fondos para los proyectos de Caritas destinados a la infancia, supone una genial iniciativa solidaria, que entronca y reinterpreta, con acierto, la antigua tradición del "roscón de reyes" como fiesta con la que homenajear a los niños más necesitados.


 

Roscón de Reyes tamaño bilbaino

CARTA AL DIRECTOR

Así titulaba un periódico la recuperación del gargantuesco roscón que, tras el pinchazo del pasado año, ha vuelto a repartirse en la Plaza Nueva junto con una taza de chocolate caliente a cambio de un donativo para los proyectos de Cáritas destinados a la infancia.

Sin duda, esta iniciativa supone una genial adaptación de una tradición datada en el siglo XI y que consistía, básicamente, en homenajear a los niños más necesitados de la localidad nombrándoles reyes por un día. Aquí la hemos acabado asimilando a los Reyes Magos (pese a que la leyenda que dio origen a la conmemoración de sus Majestades de Oriente sea muy posterior), pero lo cierto es que se celebraba en muy distintos países europeos, donde todavía quedan numerosos vestigios.

Y también es verdad que estos donativos a Cárítas suponen una inversión preventiva para la conservación del equilibro personal y social de cuantos convivimos en la Villa, a la luz del documentado estudio de los epidemiólogos Wilkinson y Pickett sobre la desigualdad como causa de la infelicidad colectiva (editado por Turner), en el que prueban la relación directa entre el grado de desigualdad de diferentes sociedades y su tasa de suicidios, homicidios y trastornos mentales, citando como inspiración al mismísimo padre del liberalismo Adam Smith, que ya advirtió de la gangrena que para el Estado del Bienestar, cimentado en la solidaridad, suponía el culto al individualismo y el éxito en los negocios.

Por lo que la auténtica bilbainada, teniendo en cuenta que lo del roscón solidario también se hace en otras ciudades y pueblos, no creo que esté en batir el record del tamaño del dulce sino el de la cantidad donada, que este año ha sido de 4.439,62 euros, y que a buen seguro podremos mejorar el año próximo.

Marino Montero
Relaciones públicas del Grupo IRUÑA
que aporta el chocolate caliente (casi 1.000 litros) para este acto solidario.

 

 

De la verdadera historia "inventada" de los Tres Reyes Magos

La primera, y única referencia bíblica, a los Magos de Oriente aparece en el Evangelio de Mateo (2, 1-12), datado en el año 90, con muy pocos detalles sobre sus orígenes y sin especificar ni su número ni sus nombres.

Así que toda su hagiografía fue pergeñándose con el tiempo. En un principio su número era indeterminado, de dos a setenta según las fuentes y muy frecuentemente doce, hasta que en el siglo III, Orígenes estableció que habían sido tres atendiendo a que tres habían sido los regalos citados por Mateo, y Tertuliano decidió convertirlos en Reyes, cambiándoles el gorro frigio que les identificaba como magos persas (con el que siglos después todavía se seguía reprensándolos) por la corona latina.

El día 6 de enero, en el que los ritos paganos establecían la llegada de la luz del Tiempo Nuevo, fue elegido, en el siglo III, por las iglesias orientales para conmemorar la Epifanía, como día de la encarnación (nacimiento) de Jesús-Cristo. La iglesia occidental que, en el siglo IV, fijó el nacimiento de Jesucristo el 25 de diciembre, dio (ya en el siglo V) a la fiesta de la Epifanía el significado de presentación al mundo, a través de unos magos (astrónomos) sabios paganos venidos de oriente para adorarle. (En el 6 de enero, ahora capitalizado por la Adoración de los Reyes, también establece la tradición la celebración del bautismo de Jesús en el Jordán y su primer milagro en las bodas de Caná, convirtiendo el agua en vino.)

Sus nombres, dependiendo de las fuentes, también fueron variados, pero aquellos con los que han llegado hasta nuestros días: “Melchior, Gaspar y Balthassar", aparecen por vez primera en un mosaico bizantino datado en el siglo VI y localizado en San Apollinare Nuevo, Rávena.

 


Mosaico de San Apollinare Nuevo (Rávena) del siglo VI, donde se menciona
por primera vez los nombres actuales de los Tres Reyes Magos, todavía
vestidos con los ropajes que les identificaba como magos persas y todos blancos


Sus identidades y fisonomía fueron cambiando en función de las épocas y de los gustos particulares de cada uno de los artistas que los representaba, sin que hasta finales del siglo XV nadie pintara nunca un Rey Negro.

En el siglo XVI se implantó la identificación de los Tres Reyes Magos con los tres hijos de Noé - Sem, Cam y Jafet- que, según se creía en esos días, representaban a las tres partes del mundo y a las tres razas humanas que lo poblaban. Melchor pasó a ser el anciano de cabello y barba canos que simboliza a los hijos de Jafet, los europeos, que ofreció el oro; Gaspar, el maduro rubio y lampiño, representa a los semitas de Asia ofreciendo el incienso; y Baltasar, el joven negro y barbudo, personifica a los hijos de Cam, los africanos, ofreciendo la mirra.

El emplazamiento de la tumba de los Reyes Magos en la catedral de la ciudad alemana de Colonia, a donde llegaron sus supuestos restos en 1164, como fruto del expolio perpetrado en la iglesia de San Eustorgio de Milán -que en el siglo IX se había atribuido su posesión inventándose la donación de los mismos por el emperador Constantino de Constantinopla-es uno más de los avatares de esta su rocambolesca historia, que comenzó con la “localización” del sarcófago en el que estaban los tres juntitos en Saba (siglo IV) por Santa Elena, experta en recuperaciones, que también encontró la Santa Cruz en Jerusalén.

El carácter de fiesta infantil de la celebración de los Reyes Magos es relativamente reciente y tan sólo ha sido adoptado en unos pocos países latinos, España fundamentalmente, siendo el origen de esta dedicación la “necesidad” católica de competir con la tradición de San Nicolás, el conocido “obispo de los niños” de la iglesia oriental, luego trasformado en Santa Claus o Papá Noél, que ya estaba establecida en la Europa medieval del siglo IX.

Sus Majestades de Oriente no comenzaron a traer juguetes a los niños hasta mediados del siglo XIX, con anterioridad sus obsequios se limitaban a cosas relacionadas con las necesidades de la vida cotidiana antes que con el ocio, siendo aún mucho más reciente la costumbre de hacer regalos a los adultos.

Y la tradición de enviar cartas a los Reyes Magos, también copiada de las dirigidas a Santa Claus (por padres e hijos que escribían por separado para dar su versión del comportamiento de estos últimos) data del último cuarto del siglo XIX.

 

Somos o no somos diciembre 2010

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 3 de diciembre de 2010

ZINEBI

Pasados aquellos ardorosos años en los que creíamos fervientemente que estábamos contribuyendo a trastabillar el franquismo asistiendo a las sesiones nocturnas del Festival de Cine Documental en el Gran Vía, hay que reconocer que mantener un festival de cortos en esta Villa, que se está quedando sin salas de proyección, es una heroicidad a agradecer y apoyar; y por eso lamento que en la llamada gala, entre comillas, de clausura de su última edición no hubiera nada del glamour que se le supone a esto del séptimo arte, ni autoridad alguna, salvo la concejala del área en cuestión. Aunque tampoco entendí el empeño por traducirnos al castellano los breves agradecimientos dichos en francés e inglés en medio de un guión de presentación del acto (bastante ingenioso) salomónicamente divido en euskera y castellano, y sin subtítulos en ninguna de las dos lenguas. Somos o no somos internacionales.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 10 de diciembre de 2010

Quién a quién

Se queja el alcalde en la prensa local de que el resto de partidos no le ha felicitado por la concesión a Bilbao del llamado ‘Nobel de las ciudades’; y tiene su punto de razón, puesto que ostenta la máxima representación de la Villa en función de su cargo. Sin embargo pienso yo que deberían ser ellos, los políticos, los que nos agradeciesen el que les permitamos ir a todos esos sitos a recoger galardones en nuestro nombre y subvencionados con nuestros impuestos. Aunque la culpa es nuestra, que hemos renunciado al entramado cívico de una sociedad dirigida por la iniciativa privada (en la que hasta Gargantúa fue construido gracias a una cuestación popular) para abandonarnos en un modelo absolutamente dependiente de la administración pública del que esperamos cubra todas nuestras necesidades, al estilo del ‘pan y circo’ de la Roma imperial o del vasallaje feudal. Y así nos luce.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 17 de diciembre de 2010

Pil-pil en New York

Perdonen que babee, pero no es para menos. Resulta que allá en New York, la capital del mundo occidental referencia de nuestra Villa, hay una revista gratuita, Village Voice, del tipo de nuestra Calle 20 pero a lo yanqui, que ha elegido como mejor plato de todos los restaurantes neoyorquinos (más de 20.000) el bacalao al pil-pil que mi hijo Eder y su esposa Alex sirven en TXIKITO, su restaurante de cocina vasca en el exquisito barrio de Chelsea. Un local que inauguraron el 11 de noviembre de 2008 (coincidiendo con San Martín, puesto que Eder es de Txarriduna) después de largos años de esfuerzos y por sus propios medios, en el que se practica y difunde la cocina de nuestra tierra sin ningún tipo de paliativo ni provincianismo. Esto es hacer patria y dar fruto en el mundo, como cantaba el bardo Iparraguirre. Y ya me dirán si no es para sentirse orgulloso y hasta para babear un poquito.

oOo

Al igual que aquí, según se acerca el fin de año, todos los periódicos, diarios, semanales y revistas de New York sacan sus correspondientes suplementos con “lo mejor del año”. Uno de los primeros ha sido el Village Voice, periódico gratuito (se vende bajo pago en el resto del país) semanal, alternativo y liberal, con dedicación especial a la investigación, movidas culturales, crítica de arte y eventos punteros en NYC.
En su apartado gastronómico de este especial fin de año incluye un listado de los diez mejores platos de 2010; y en el puesto nº 1, nada menos, aparece el bacalao al pil-pil del restaurante de cocina vasca TXIKITO, que en el 240 de la Novena Avenida, en el exquisito barrio de Chelsea, regentan el bilbaino Eder Montero y su mujer Alex Raij (una de las seis mejores chefs de los USA según el prestigiosa revista Bon Appetit).
Entre los comentarios (adjuntos) que la crítica gastronómica hace del bacalao al pil-pil servido en el restaurante TXIKITO merece destacarse que “se rinde sin esfuerzo a la menor provocación del tenedor, y se desliza garganta abajo dejando tras de sí sabor de aceite de oliva y de mar”; y que “rara vez el bacalao se ha ejecutado con tanta sensualidad: no es tanto una criatura del mar como sexo sobre un plato”.

Crítica del Village Voice firmada por Rebecca Marx
At first glance, the bakalao al pil pil at Txikito is just an unassuming hunk of Basque salt cod, with about the same dimensions and pearlescent hue of a bar of soap. But the simplicity of its presentation makes it that much easier to focus on what's really important here, which is the way the fish's buttery flesh (poached in olive oil) yields effortlessly to the fork's slightest provocation and then slides down the throat, leaving the taste of olive oil and the sea in its wake. Salt cod has been subjected to countless preparations, but rarely has it been rendered so sensually: It's less sea creature than sex on a plate. 240 9th Avenue. Telf: 212-242-4730

“A primera vista, el bacalao al pil-pil del Txikito es un tocho sin pretensiones de bacalada vasca, con las dimensiones y el tono perlado, más o menos, de una pastilla de jabón. Pero la simplicidad de su presentación hace mucho más fácil dirigir la atención a lo que aquí es realmente importante, que es el modo en que la blanda carne del pescado (escalfada en aceite de oliva) se rinde sin esfuerzo a la menor provocación del tenedor, y se desliza garganta abajo dejando sabor de aceite de oliva y de mar tras de sí. La bacalada ha sido objeto de innumerables preparaciones, pero nunca se ha ejecutado tan sensualmente: no es tanto una criatura del mar como sexo sobre un plato”

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 24 de diciembre de 2010

Ganorabakos

Mi añorado y admirado Ramón de Lecea, haciendo gala de su irreductible marxismo, y me refiero al de Groucho, solía reivindicar, entre grandes carcajadas, la reinstauración de la flagelación pública como castigo ejemplar para las tropelías sociales de los arquitectos. Y sin duda sabía de qué iba, pues fue arquitecto municipal de la Villa (ganando la oposición por dos veces con el número uno, aunque eso es otra historia). Pero en esto de Calatrava, su pasarela y el aeropuerto, ambos en bochornoso y cuasi permanente estado de parcheo, estoy más con Carmen Posadas cuando mantiene que estamos domeñados por perfectos ganorabakos con mentalidad de nuevos ricos, que sólo buscan aparentar sin preocuparse para nada de la funcionalidad de lo que adquieren. Pues ya me dirán si no hubiera sido lógico tener en cuenta que aquí llueve bastante, antes de comprarle al sr. Calatrava sus proyectos de confesada inspiración mediterránea.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 31 de diciembre de 2010

Fuera de tiesto

He tenido la suerte de asistir en Cáceres a la jornada de los sembradores de estrellas, en la que cientos de colegiales recorren las calles poniendo pegatinas en forma de estrella a los viandantes y deseándoles Feliz Navidad. Siempre he admirado los “marijeses” de Gernika, hechos de puro voluntarismo. Y por ahí iba la genuina tradición del Olentzero, que en los 70 introdujimos en la Villa para fomentar la participación colectiva que en sus orígenes suponían estas rondas juveniles de celebración navideña, a las que intentamos potenciar con los Concursos de Olentzeros organizados en el Casco Viejo durante varios años. Y por eso, lo de la cabalgata del carbonero, al ñoño estilo Disneylandia, y adelantada a su fecha para salir en televisión (como también se hizo con el Entierro de la Sardina en Carnavales con el pretexto de “ahorrar”), no puede por menos que parecerme un absoluto dislate
 

Del mito de Santa Cecilia como Patrona de la Música

Santa Cecilia , virgen y mártir, a la que tanto la Iglesia Católica como la Ortodoxa conmemoran el 22 de noviembre como Patrona de la Música, fue según la tradición una joven romana de familia senatorial, cuya virginidad, protegida por un ángel, respetó hasta su propio marido; y que tras sobrevivir milagrosamente a varios intentos de ejecución, acabó muriendo, después de tres días de agonía, a causa de las heridas infligidas por un verdugo que no logró decapitarla pese a efectuar tres intentos.

Pero lo cierto es que, a la luz de los documentos históricos corroborados, la existencia de Santa Cecilia podría ser una leyenda, puesto que no se la menciona en ninguna de las listas hagiográficas de la época, hasta la aparición de las Actas de Santa Cecilia (hacia el año 480, unos tres siglos después de su supuesto martirio), y su patronazgo sobre la Música, proclamado en 1594 por el Papa Gregorio XIII , podría ser fruto de una mala traducción del latín de dichas Actas .

Por una parte, la leyenda puede tener su explicación en la circunstancia de que la iglesia de Santa Cecilia en Trastevere (Roma), en la que se originó el culto a la santa, se encuentra prácticamente en el mismo sitio en el que se encontraba el templo de la Bona Dea Restituta , la buena diosa de la restitución (de la salud), diosa romana de la fertilidad, la castidad y la salud, en cuyos ritos estaba prohibida la presencia de hombres, y a la que se atribuían poderes especiales para curar la ceguera. Y la palabra latina correspondiente a la ceguera, cæcitas , resulta muy parecida a Cecilia.

Y en cuanto a su patronazgo sobre la Música, parece ser que está fundamentado en una traducción errónea de la palabra organis de las mencionadas Actas de Santa Cecilia, que en latín significa: “instrumentos” (pudiendo ser incluso los de tortura: candentibus organis, como figura en los códices más antiguos, en vez de canentibus organis ), y que se tradujo, quizá interesadamente, por “órgano”, instrumento que la Iglesia Católica empezó a introducir en sus templos en siglo VI. Y así, lo que en el texto original venía a significar que la santa, desdeñando los candentes instrumentos de tortura, o el canto de los instrumentos musicales, tan sólo quería alabar a su Señor, pasó a ser que la santa se entregaba a su Señor cantando y tocando el órgano. Con lo que de despreciar la música para alcanzar la virtud pasó a alcanzar la virtud interpretando música.

(Una “conversión” que también se dio en la Edad Media con el cerdo de San Antón , que pasó de ser la representación del demonio de sus famosas tentaciones al símbolo de su patronazgo sobre los animales domésticos, gracias a los buenos oficios de las ordenes monacales que en aquellos tiempos tenían el monopolio de la crianza de cerdos.)

Pero el hecho es que en aquellos primeros siglos del “descubrimiento” de Santa Cecilia como virtuosa de la música abundaron sus representaciones tocando el órgano, que a partir del Romanticismo fue sustituido por otros instrumentos musicales más mundanos. Y que desde el siglo XVI su festividad se convirtió en una especie de Día de la Música, celebrado en numerosos países europeos con conciertos extraordinarios.

Celebración que con la progresiva secularización de las costumbres sociales ha ido declinando a favor del Día Europeo de la Música , un “invento” del ministro de cultura francés Jack Lang , establecido en 1982 en la noche del 21 de junio, con la llegada del verano al hemisferio norte.

Somos o no somos noviembre 2010

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 5 de noviembre de 2010

Retrato de un Garaje

El festival BILBO ARGAZKI, que enriquece los otoños de la Villa desde 2007, ha incorporado una nueva sección dedica a los Jóvenes Valores, que a partir de esta edición se instalará en el histórico Café Iruña, donde el fotógrafo bilbaino Ibai Armentia, de tan sólo 19 años de edad, utilizando como metáfora visual los garajes de los supermercados (espacios anodinos en los que todo está absolutamente reglado, sin posibilidad alguna de desvío, o elección, ni de intercomunicación personal), pretende llamar nuestra atención sobre la incongruencia del modo de vida perfectamente atomizado de la sociedad actual. Una sugerente exposición que me recuerda a Charlie Chaplin atrapado en los engranajes de la cadena de montaje de “Tiempos modernos”, y que me hace sentir satisfecho de seguir comprando en las tiendas de ultramarinos a pie de calle de toda la vida; en vías de extinción por otra parte.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 12 de noviembre de 2010

Palabras perdidas

Resulta que en poco más de dos años escribiendo estos escuetos comentarios sobre el acontecer de esta Villa de mis desvelos, que alcanzan el centenar con esta entrega, aparte de los amigos (a los que amo) que los difunden y archivan cuidadosamente, hasta tengo lectores habituales (a los que desconocía y agradezco su interés) que me felicitan cuando me consideran acertado y no dudan en hacérmelo saber cuando piensan lo contrario, apuntándome incluso a dónde debo dirigir éstos mis dardos (que han resultado fructíferos en más de una ocasión). Procuro tener en cuenta todas sus bondadosas recomendaciones; pero, perdónenme, nunca podré aceptar que se deba simplificar el vocabulario en aras de una supuesta eficacia, pues defiendo firmemente que el gran desastre de esta sociedad es el haber rebajado el nivel cultural de las nuevas generaciones en vez de incentivarlas para superarlo.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 19 de noviembre de 2010

Efecto espejo

Leyendo las conclusiones de la neuróloga Louann Brizerdine, de la universidad de Stanford, sobre las diferencias científicamente comprobadas entre el cerebro de las mujeres y los hombres, que después de todo parece que sí existen para bien de ambas partes y de la especie en su conjunto, repaso lo de las neuronas espejo, que las mujeres poseen en mayor cantidad (ya imagino el tópico chiste del típico idiota) y que son las causantes de la empatía, esa curiosa imitación de comportamientos que nos hace sentir tristes cuando vemos a alguien triste o reír cuando oímos a alguien reírse; y se me ocurre que también deben serlo de otras singulares coincidencias, como que en ésta nuestra Ría, prácticamente muerta durante todo el año, este sábado y domingo vaya a haber hasta cuatro actividades náuticas distintas. En fin, un fin de semana para sentirse satisfecho de ser y llamarse Marino en la Villa.
 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 26 de noviembre de 2010

Q.E.P.D.

Mi hija Nora que, por encima de sus otras muchas cualidades, es buena (algo que tampoco es muy frecuente), me acompaña siempre de buen grado a los funerales de amigos, parientes y conocidos. El otro día, al salir de una misa de difuntos de esas en las que el oficiante se limita a cumplir el trámite sin demostrar ni la más mínima compasión para con el muerto ni sus deudos, se extrañó de que aquí no dispongamos de equipamientos cívicos en condiciones de poder celebrar estas ceremonias dignamente y sin depender de la mejor o peor disposición del cura de turno, como los que salen en las películas (por supuesto extranjeras). Y mientras le contaba que el ayuntamiento de Eibar lleva años ofreciendo este servicio público, me pregunté por qué en esta Villa, antaño liberal, ningún grupo municipal ha adoptado una iniciativa semejante, de la que quizá podrían ir tomado nota.

 

 

Aste Nagusia 2010

Marino, pionero de las Aste Nagusia, hace un poco de historia :

 

 

Las mejores fechas para Aste Nagusia (reivindicaciones)

LAS MEJORES FECHAS PARA ASTE NAGUSIA

CARTAS AL DIRECTOR EL CORREO 04.09.10 - 02:39

MARINO MONTERO. MIEMBRO DE LA COMISIÓN DE FIESTAS DE BILBAO DE 1978 A 1985

Bien, llevo años defendiendo que la celebración de las fiestas de Bilbao Aste Nagusia debería establecerse en la última semana de agosto, para garantizar una mayor asistencia y facilitar su publicitación allende las fronteras de la Villa; y por fin, gracias a los números, la ingente cantidad de participantes registrados en la última edición y el incremento de su consumo, parece ser que podrá llegarse a adoptar la propuesta mediante una sencilla decisión que, por otra parte, se ajusta plenamente al espíritu con que nuestros mayores establecieron las fechas de la Semana de Corridas Generales de Agosto, antecedente de nuestra Bilbao Aste Nagusia, en la que no se conmemora a virgen ni santo alguno del cielo, ni ninguna efeméride de la tierra. Se trataba, simple y llanamente, de evitar que coincidieran dos fiestas para poder disfrutarlas mejor, y así, por puro pragmatismo y haciendo gala de un exquisito sentido común, se fijó el domingo después de la festividad de La Asunción como el día de inicio de la semana grande bilbaina, en la que curiosamente, y al igual que ha ocurrido este año, también tenía su día 'vaco' (aunque ésa es otra historia).
Dejémonos pues de pamplinas y hagamos de una vez por todas lo que más le conviene a la Villa en estos tiempos, teniendo en cuenta, además, que tampoco seremos los primeros en readaptar la tradición («que es lo que vive en las variantes» según sentenció Menéndez Pidal), dado que los pamplonicas ya hace décadas que trasladaron la celebración de San Fermín (al que ahora apodan 'txikito') de finales de septiembre, en el que estaba establecida su celebración litúrgica, al más bonancible mes de julio.

 


 

PAÑOLETA AZUL BILBAO

18.08.09 - Marino Montero  Relaciones Públicas de los cafés Iruña y La Granja

 

Inspirándonos en el pañuelico rojo sanferminero, que en Pamplona se pone con orgullo desde la alcaldesa hasta el mendigo, el alegre grupo de mozalbetes que en 1978 reventamos la sosa monotonía de la Villa con la puesta en marcha de Bilbao Aste Nagusia pensamos en establecer la pañoleta (de tres puntas frente a las cuatro del pañuelo) de color azul Bilbao como el signo externo de la participación en la fiesta. Algo así como santiguarse al entrar en una iglesia o descalzarse al hacerlo en una mezquita, llegando incluso a recurrir a créditos personales para pagar la tela con la que se confeccionaron las primeras 21.524 pañoletas de 1978. En ellas, y con el fin de hacerlas más atractivas, estampamos un dibujo realizado para la ocasión por Juan Carlos Eguillor (algo que tan sólo se repitió en 1979 con el dibujo aportado por Pedro Goiriena).

Pero no ha funcionado. La sempiterna ñoñería de la burguesía bilbaina, a la que nunca le ha parecido de fuste anudarse una pañoleta al cuello, ha ido lastrando el proyecto, que nunca contó con el decidido apoyo de las subsiguientes comisiones de fiestas ni de los llamados agentes festivos. Estos, por lo demás, se han opuesto a los intentos de revitalización protagonizados por determinadas empresas privadas. Y ahora, cuando el área de Turismo presenta, en su nueva línea de complementos de diseño astenagusiero, un pañuelo (que no pañoleta) adornado con las baldosas de Bilbao, en este país, tan dado a las banderías, ya hay quienes andan intentando convertirlo en otra causa de división y enfrentamientos. Puede que no sea exclusivamente festivo, pero no cabe duda de que el «pañuelo de las baldosas» es una buena aportación al imaginario bilbaino, y más ahora que, paradójicamente, están retirándolas de nuestras calles.

Tampoco creo que la convivencia pañoletera sea tan difícil. La prueba, volviendo a los Sanfermines, que son la madre de todas las fiestas, es que allí cada cual lleva su pañuelico adornado con el motivo que le viene en gana, e incluso alguna Peña lo lleva de distinto color que el 'oficial' (como aquí Tintigorri, que lleva pañoletas rojas). Pero eso sí, lo lleva todo el mundo, y eso es lo que cuenta.

 

 

 

 

Los románticos del café

20/02/2005 EL PERIÓDICO DE EXTREMADURA

La Europa de los grandes cafés. El Cuadri y el Florián de Venecia que tanto inspiraron a Wagner. París: Picasso en Les Deux Magots, Braque en el Café de Flore, Baudelaire y Verlaine en La Closerie des Lilas, Sartre y Simone de Beauvoir en La Rotonde y La Coupole. Los cafés marrones de Amsterdam con su pringue de ginebra y su mugre de tabaco. Revolucionarios y príncipes mezclándose en el Museum y el Savoy vieneses. Cafés de la galería Vittorio Emmanuelle II, centros de la vida social de Milán desde 1877.

Todos esos cafés perduran y conforman la geografía europea del romanticismo cafetero, del buen gusto y el saber vivir. En la Península, hace un cuarto de siglo, los bancos y las hamburgueserías acabaron con los cafés. Sólo resistieron locales esporádicos: el Dindurra en Gijón, el Majestic en Oporto, el Derby en Santiago, el Gijón en Madrid, el A Brasileira en Lisboa, el Novelty en Salamanca... Sin embargo hay un caso en España que es único: Bilbao, donde el Iruña, el Boulevard y La Granja, los tres cafés históricos de la ciudad, han rechazado los envites de bancos y McDonald´s.

El responsable de la imagen y dinamización de estos cafés bilbaínos se llama Marino Montero, tiene 53 años y en cuanto puede se viene a pasar el fin de semana a Cáceres, donde vive y trabaja Lourdes, su novia extremeña. Marino nació en Bilbao, fue obligado a estudiar Derecho, pero acabó convirtiéndose en animador infantil y dándole vida a un proyecto singular: Cafés de Bilbao.

Para entender la evolución de los cafés en España, resulta clarificador estudiar las historias cafeteras de Bilbao y Cáceres. En ambas ciudades, como en el resto de Europa y España, a mediados del siglo XIX la burguesía terrateniente, comercial e industrial necesitó lugares para el encuentro y el negocio y nacieron los cafés. En el año 1853 se inauguraba en la calle Pintores de Cáceres el café de la Esperanza. Mientras, en Bilbao, en 1871 abría sus puertas en el Arenal el café Boulevard.

En 1907, Cáceres conocía la apertura del café Santa Catalina, que pasaría por la plaza Mayor y Paneras antes de instalarse definitivamente en General Ezponda. En Bilbao, cuatro años antes se inauguraba el café Iruña y, curiosamente, al mismo tiempo, hacia 1907, instalaban el Iruña y el Santa Catalina una revolucionaria puerta giratoria. Siguiendo con esta historia paralela, en 1926 nacía el café La Granja en Bilbao y en 1936, el Jámec en la calle Pintores de Cáceres. Finalmente, en 1940, los cacereños estrenaban el café Avenida de la avenida de España.

Pero ahí se acaban los paralelismos. El café de la Esperanza desapareció enseguida y el Santa Catalina dio paso al hotel Europa en 1931. En 1972 cerraba el Avenida y el Jámec, que fue el que más resistió, murió en 1980. Ese mismo año, en Bilbao, un banco hacía una oferta a la familia Unzué por su café Iruña, pero Iñaki Aseguinolaza, un romántico de los cafés históricos, los convencía para que resistieran la tentación y por algo menos de dinero les compraba el Iruña, lo rehabilitaba con artesanos y comenzaba una epopeya cafetera única en España.Café Florian Venecia

Iñaki se asoció con otros pequeños empresarios y compraron los otros dos cafés clásicos de Bilbao: La Granja (1984) y el Boulevard (1989). "En los 80 nadie se creía que esos grandes locales de más de 300 metros cuadrados y mucho personal pudieran funcionar, pero funcionaron y hoy, los bilbaínos llevan a sus visitas a verlos como un atractivo turístico más", explica Marino.

Para este cacereño de fin de semana, el secreto del éxito está en la dinamización cultural y lúdica de los cafés y en su conversión en punto de encuentro de Bilbao. Repasa algunas de las actividades que en ellos se realizan: las tertulias poéticas de los martes, que ya llevan 500 con una media de 70 asistentes, los concursos de pintura, la presentación de libros (durante la feria del libro, cada comprador de un ejemplar puede tomarse un café gratis en el Iruña), las fiestas variadas, el concurso de pájaros canores, que ya se hacía en 1930, las noches de tango...

Unamuno escribió que en el café Boulevard, "unos se encuentran porque se citan y otros no se citan, pero se encuentran". En 1980, recién cerrado el Jámec, el escritor Ramón Carnicer visitó Extremadura y escribió: "En Cáceres hay una atroz penuria de cafés de asiento; en su casi totalidad son de barra y taburete". Marino Montero cree que los cafés de Cáceres son muy alemanes porque tienen la manía de poner cortinas o esmerilar los cristales para que no se vea la calle, algo que no sucede en Milán, ni en Venecia, ni en Viena, ni en Bilbao...

Somos o no somos junio/julio 2010

Marino colabora semanalmente con el periódico 20 minutos, el primer diario que no se vende. Habla de asuntos del Bocho con soltura y desparpajo. Siempre hay nostalgia y recuerdo de cosas, muchas veces olvidadas por los bilbaínos de a pie.

 


 

LA CARTELERA

publicado el viernes 30 de julio de 2010

Rousseau mantenía que para poder escribir con fundamento se debía caminar observando el entorno, Hemingway lo hacía (escribir, digo) siempre de pie, y un servidor, siguiendo tan sabias enseñanzas inspiradas en la filosofía de la escuela peripatética auspiciada por Aristóteles, para poder pergeñar estas líneas, garabateadas sobre la marcha, se pasea por las calles de ésta nuestra Villa estos días ornadas con la variopinta cartelería de los espectáculos que se ofrecerán durante las próximas fiestas: teatro, toros, cabaret…, comprobando, no sin cierta perplejidad, que tan sólo se publicitan los que necesitan que el personal se pase por taquilla para garantizar su supervivencia. Quizás, los numerosos actos gratuitos incluidos en el programa de Bilbao Aste Nagusia no requieran que se les promocione aquí, pero, ¿no convendría hacerlo en Madrid, Barcelona o Burgos?

 


 

SEÑOR SANTIAGO

publicado el viernes 23 de julio de 2010

Supongo que el tratamiento estrictamente civil que los bilbaínos damos a nuestro santo patrón, Santiago Apóstol, a quien sencillamente llamamos Señor Santiago, y que tampoco festejamos especialmente en el día de su onomástica, es índice del talante liberal de esta Villa, a la que el atormentado Blas de Otero acusaba sin embargo de beatería. Nuestras fiestas principales, Bilbao Aste Nagusia (a las que propongo denominar siempre así, con Bilbao por delante, para reforzar su impronta de marca en el resto del mundo), a diferencia de lo que ocurre en la práctica totalidad de las de nuestro orbe, no conmemoran a virgen ni santo alguno de los cielos, salvo a “san queremos”, y no incluyen en su amplísima programación ningún tipo de celebración religiosa. Y es que por no tener no tenemos ni patrona propia, puesto que la Amatxu de Begoña no es la de Bilbao, sino de Bizkaia entera. 

 

 

 

Carta al director de El correo 


 

GENTLEMAN Y CHIRENE
Quico Mochales, impulsor de la Semana Grande. Un concurso de ideas en 1978 engendró la primera Aste Nagusia. Detrás estaba Quico y otros bilbaínos de pro, que ahora quieren rendirle homenaje

El Correo 01.08.2010
TERESA VILLAVERDE

De él se cuenta que recorría Bilbao a lomos de una Harley buscando el lugar idóneo desde el que tirar los fuegos artificiales. Lo hacía con Marino Montero, quien se ha encargado de difundir la anécdota. Pepillo, de pirotecnia Zaragozana, tenía que lanzar un fuego cada diez minutos. Y empezaba la cuenta atrás. Pepillo prendía la mecha y Marino y Quico Mochales hacían rugir la moto por las calles del botxo.
Cuando le recuerdan aquellas correrías, a Quico se le escapa una carcajada. «Eso es una broma. La moto no era una Harley, sino una Yamaha. Marino siempre ha tenido mucha guasa». Su voz llega a través del teléfono desde las islas Baleares, donde el bilbaíno está pasando unos días. «Estoy al corriente de la carta que envió Marino diciendo que había que hacerme un homenaje. Y sé que Julio Alegría le secundó». Después agrega: «Un homenaje es para quien ha hecho algo de forma altruista por los demás. Yo era un empleado y trabajaba para una empresa. Es más bien un reconocimiento por algo que ha tenido influencia y que ha perdurado».
El empleo del que habla Quico era el de relaciones públicas. La empresa, El Corte Inglés de Bilbao. Y lo que merece un reconocimiento fueron sus esfuerzos por popularizar las fiestas de la villa, organizando la primera Aste Nagusia en 1978. «Hasta entonces, había corridas de toros, conciertos y obras de teatro, pero todo era pagando», cuenta el artífice. Por ello, en el 74, Quico presentó su propuesta ante la alcaldesa de la villa, Pilar Careaga. «Me dijo que no, porque todos los barrios tenían sus fiestas particulares». La respuesta, sin embargo, no amedrentó a Quico, quien hizo gala aquellos años de «su gran tesón» y del «exquisito tacto que le caracteriza», según cuenta una publicación de la guía de fiestas fechada en 1999.

«Las fiestas se han politizado»
En el año 73, no obstante, había logrado organizar, como relaciones públicas de El Corte Inglés, la Primera Semana del Deporte Rural Vasco. «Fue un éxito -recuerda-. Duró seis días y vinieron miles de personas, entre bilbaínos y los que no lo eran, que pudieron conocer estos deportes». Aquello sólo era un aperitivo. Tendría que esperar tres años, pero al fin, y bajo la alcaldía de José Luis Berasategui, al que Quico Mochales define como «un gran amigo», obtuvo luz verde para iniciar la popularización de las fiestas. Y así, el 1 de abril de 1978, se presentó el concurso de ideas, en colaboración con el Consistorio y dotado con un premio de 100.000 pesetas sufragadas por El Corte Inglés.
El cartel promocional de la época muestra a tres bilbaínos, dos de ellos pensativos y un tercero, exaltado, con la boina por los aires y gritando: «¡Idea!». El título del cartel reza: '¡Hagamos populares las fiestas de Bilbao!'. Las críticas hacia la campaña fueron duras y se dijo que era «una interesada promoción comercial». A pesar de ello, no lograron boicotear la propuesta. «Se presentaron 37 ideas -cuenta Quico desde Ibiza-. La ganadora tenía como nombre Txomin Barullo y proponía hacer las fiestas en las Siete Calles, por ser un punto de referencia de Bilbao».
El primer Certamen Pirotécnico de la villa llegaría en 1981, durante la IV Aste Nagusia. Después, por petición de la coordinadora de comparsas, los fuegos comenzaron a lanzarse todas las noches de las fiestas y, en 1982, el concurso ya tenía un suculento premio. «Nunca se habían visto en Bilbao unos fuegos artificiales de tal magnitud», escribió Quico en 1993 para el 15 aniversario de la Aste Nagusia.
Ha llovido mucho desde aquel concurso del 82, y más desde el agosto del 78 en que se creó la primera comisión de festejos. «Fueron las fiestas más bonitas y tranquilas. Ahora se han politizado», comenta. A pesar de ello, y a sus 81 años, Quico no se pierde una Semana Grande. No lo ha hecho ni un año desde que nació, allá por el 29. Ahora, asentado en el distrito de Abando, casado con Carmen, con tres hijos -Patricia, Marta y Enrique- y nietos, reconoce que disfruta del jolgorio de día, viendo algún concierto -le encanta la música clásica, el pop rock y, en concreto, Pasión Vega- y asistiendo al teatro. «En las primeras Aste Nagusia tampoco salía mucho por la noche. Al día siguiente trabajaba», agrega.

Bilbaíno de pro
De hecho, parece que Quico tiene un talento innato para las relaciones. Acudió al colegio de los Jesuitas en su infancia, cuando vivía en Hurtado de Amézaga, y decidió continuar sus estudios en Deusto. Se decantó por Derecho, pero ya apuntaba maneras. «Ya era relaciones públicas antes de serlo para El Corte Inglés», asegura Julio Alegría, dueño de la tienda Smith & Smith. «Ha sido una persona de la 'movida' de Bilbao. Es un buen tío y un buen amigo, muy asequible. Y un bilbaíno de pro».
Y como buen bilbaíno, Quico entró a formar parte de la comparsa Pimpilimpausa, donde conoció a Marino. «No solía ponerse la ropa amarilla de la comparsa. Era muy elegante. Hasta de sport iba de punta en blanco», cuenta. Pero el distintivo de la agrupación -una chapa con una mariposa- siempre lo llevaba consigo. «Todavía hoy, en fiestas, me la pongo colgando del cuello -confiesa Quico-, pero por dentro de la camisa». Y aunque acepta estos halagos sobre su estilo impecable, prefiere definirse de otra forma: «Dicen que soy gentleman y chirene. No sé cómo se compagina eso. Yo lo que soy es 'bilbaino' con acento en la 'a'».

 


 

 

 

 

Somos o no somos octubre 2010

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 1 de octubre de 2010

Atado y bien atado

Recordando los años de mocedad en que mi padre me dejaba ojearla a hurtadillas, visito en lo que fuera el cine Gran Vía, hoy recuperado como sala bbk, la exposición de La Codorniz, traída a la Villa desde la jienense Beas de Segura por el entrañable doctor García Garreta. Y mientras contemplo las portadas de esta revista de humor, rememorando sus ya legendarios avatares con la censura, y cómo acabó muriendo de inanición con la llegada de la democracia, me asalta el lapidario “contra Franco vivíamos mejor”.
El poder se ha refinado, y en vez de utilizar los burdos castigos de ataño, que podían acabar salpicándole, ahora acalla a los díscolos condenándoles a una incruenta y silenciosa muerte civil, mucho más sibilina y eficaz; y por ello apenas sí me extraña que nadie hable de conmemorar los 200 años de la primera declaración de libertad de imprenta decretada en 1810 por las Cortes de Cádiz, y que, por otra parte, sólo duró cuatro años.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 8 de octubre de 2010

Huevos de txikitero

Emiliano de Arriaga ya reprochaba su propensión a los novismos y la falta de interés en la conservación y potenciación de sus elementos característicos, una vez pasada la euforia desatada por el éxito del Guggenheim, cada vez aparecen más declaraciones de arquitectos y artistas de prestigio lamentando que en el diseño de construcciones surgidas a la estela de esta especie de buque insignia no se haya tenido en cuenta nuestra peculiar personalidad urbana, de la que debemos sentirnos orgullosos. Quien no reconoce su pasado acaba perdiendo su identidad, es la conclusión. Y precisamente por ello, no pierdo ocasión ensalzar las iniciativas que propenden al asentamiento de nuestra memoria colectiva y patrimonio cívico, como la recuperación de las banderillas de huevo (duro) de txikitero, que el lunes, 11 de octubre, obsequiarán numerosos taberneros.

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 15 de octubre de 2010

La Madre de Dios

Por lo visto todavía hay quien cree, e incluso escribe en la prensa local, que la Amatxu de Begoña es la patrona de la Villa, cuando lo es de Bizkaia. Pecado propio de los falsos bil-ba-í-nos cuadrisílabos, como los calificaba Unamuno, que no me parece menos preocupante que la progresiva desaparición del nombre de Begoña entre las nuevas generaciones, en las que apenas llega al 2%, según ha podido constatar el Café La Granja a raíz de la invitación a desayunar para celebrar su onomástica hecha a quienes acreditasen llamarse así. Por lo que apenas sí me sorprende que en el tumulto de la Fiesta los Txikiteros, este año más concurrida que nunca, tuviera que explicar que aquí le decimos Amatxu (terminado en u, insisto) porque su genuina advocación es precisamente “La Madre de Dios de Begoña”, y que se celebra el 11 de octubre porque ése era el día en que se conmemoraba la maternidad de la Virgen, luego trasladada al 1 de enero.
 

La Madre de Dios
21.10.2010 - EL CORREO CARTAS AL DIRECTOR
MARINO MONTERO. BILBAO

Celebramos el pasado día 11, festividad de la Amatxu de Begoña, la Fiesta de los Txikiteros, bajo una persistente lluvia que hizo bueno su refrán sobre la relatividad (nunca llueve a gusto de todos). Pues el mismo tiempo que redujo a la mitad los participantes en la 16ª Romería a la Basílica hizo que la Fiesta de los Txikiteros alcanzase la mayor concurrencia registrada en los 47 años de historia de esta genuina manifestación del acervo bochero. Que no quiso perderse casi nadie de ese 90% más de visitantes que el Ayuntamiento ha computado en este 'puente' con respecto al año pasado (que no fue puente exactamente).
Y estábamos felices de haber podido compartir con tanto forastero, y hasta bien entrada la noche, algunas de nuestras más bellas tradiciones: el txikiteo, las bilbainadas, bromeando al explicarles que si aquí le decimos Amatxu, madre (ama) en euskera, con el sufijo 'txu' como diminutivo de cariño, no es por fanfarronería bilbaina (que también pudiera ser), sino porque su genuina advocación es precisamente 'La Madre de Dios de Begoña'. Y que se celebra el 11 de octubre porque ése era el día en que se conmemoraba la maternidad de la Virgen, luego trasladada al 1 de enero.
Pero hete aquí que, revisando recortes de prensa, nos encontramos con que todavía hay quien escribe que Ntra. Sra. de Begoña es la patrona de la Villa, cuando en realidad lo es de toda Bizkaia entera (y hasta de Gijón), pero no de Bilbao (que de hecho carece de patrona oficial). Un pecado propio de los falsos bil-ba-í-nos cuadrisílabos, como los calificaba Unamuno, que nos hace comprender que todavía nos queda mucho por hacer para afianzar nuestras peculiares señas de identidad, ésas que, según los psicólogos y sociólogos, al hacernos sentir parte de una determinada colectividad nos impiden caer en la desesperanza y el desasosiego.

Patrona de Bilbao
22.10.2010 - EL CORREO CARTAS AL DIRECTOR

JOSÉ LUIS LATASA LOIZAGA. BILBAO

Estoy de acuerdo con la carta de Marino Montero, 'La Madre de Dios', sobre el patronazgo de la Virgen de Begoña de Bizkaia, y no de Bilbao, y, según dice, la no existencia de patrona oficial para nuestra villa. En la basílica de Santiago, hoy día catedral, hay un altar de la Virgen de la Piedad con el título de Patrona Flaviobligensis. Para unos estudiosos Flaviobliga pudo ser Bilbao, aunque igual a los de Castro no les guste, e incluso la diocesis de Bilbao se llama oficialmente Flaviobligensis en su versión de la Iglesia. De donde me atrevo a creer que la Virgen bajo la advocación de la Piedad puede ser la patrona de la villa bilbaina.  

 


 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 29 de octubre de 2010

Albricias

Escribí aquí en octubre la del pasado año sobre impracticabilidad del pedregal de El Arenal, suscitando el interés de otros medios de comunicación de la Villa, que amplificaron mi llamada de atención; y apenas doce meses después, ya se anuncia la próxima reapertura del rehabilitado espacio, en el que incluso se han fijado anclajes para evitar las laceraciones causadas por las carpas que allí se instalan sin solución de continuidad, y hasta se han recuperado las antiguas bancadas de madera con respaldo, colocadas sobre los poyos de las jardineras que protegen a los árboles; un detalle para con los sufridos ciudadanos que nos hemos visto obligados a sentarnos sobre la fría piedra durante años, y que a la postre supondrá un ahorro para millones de euros Osakidetza en tratamientos de cistitis (que también pagamos nosotros). Ya se sabe, el poder de la prensa, repartirá la Diputación entre los ayuntamientos vizcaínos con que es lo único que parece tirar de los políticos

 

Somos o no somos septiembre 2010

 

 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 17 de septiembre de 2010 

Mariachi en La Misericordia

La grave cogida sufrida por José Tomás impidió su ansiada presencia en la corrida del centenario del Club Cocherito, con no pocos quebrantos para sus organizadores, los hoteles de la Villa que tenían colgado el cartel de no hay billetes, e incluso la Casa de Misericordia a la que había prometido donar sus emolumentos. Pero ahora, rizando el rizo, y como si se tratase de una especie de detalle compensatorio, el diestro de Galapagar nos manda, a través de la Fundación social de su nombre, al Mariachi Imperial Azteca de Aguascalientes, que fue quien le animó durante su convalecencia hospitalaria en aquella ciudad mexicana, para que en mañana de mañana sábado ofrezca un tiempo de buena música, convivencia y felicidad a los ancianos residentes en La Misericordia, y cuantos queramos acompañarles para contribuir a conseguir este objetivo. Ele ahí un gesto torero.

 

 

 

 

SOMOS, O NO SOMOS
publicada el viernes 24 de septiembre de 2010

Reír en Bilbao

Lo cierto es que en esta Villa, marcada por la rigidez de la contrarreforma jesuítica y el mercantilismo, nunca ha sido cosa fácil; si bien tampoco nos han faltado geniales saboteadores de la sinsorguez imperante dignos de festejar. Por eso, cuando el amigo Juan Bas me adelantó, en un bar de la Plaza Nueva, entre trago y trago, su proyecto de convertir Bilbao en la capital mundial de la Risa (aunque sea de papel, como la añorada cárcel de La Codorniz), contando para ello con el patrocinio de los poderes públicos, de por sí tan refractarios a las chanzas, no puede por menos que sentirme ilusionadamente asombrado, como niño al que se promete una golosina, y hacer votos por su consolidación, pues siempre he defendido la máxima aristotélica de que la única característica propia y exclusiva del hombre, que le permite alcanzar la libertad sobre sí mismo y todos sus miedos, es la risa.